RAFAEL RIVERA
1 de diciembre de 2014 / 03:02 a.m.

 

A lo largo de su carrera el brasileño Rogerio Ceni se ha distinguido por no ser un guardameta convencional, siendo famoso por sus incursiones al ataque y goles.

En el más reciente choque del Brasileirao, el campeón del mundo en el 2002 protagonizó el momento que definió el encuentro en contra del Sao Paulo (su equipo).

Ceni salió de su arco para tratar de burlar a un rival, realizando con éxito un sombrerito.

Al tratar de repetir está acción, el veterano portero fue vencido por un delantero rival, el cual remató hacia el arco completamente desprotegido, logrando la igualada para el Figueirense.

Recientemente el amazónico había renovado su contrato con el Sao Paulo, postergando su retiro hasta el 2015.