31 de julio de 2014 / 03:13 a.m.

San Lorenzo de Argentina disputará la final de Copa Libertadores por primera vez en su historia, pese a que sucumbió 1-0 con un gol sobre la hora en su visita a Bolívar en la altura de La Paz.

El "Cuervo" hizo valer la goleada 5-0 conseguida en el partido de ida de la ronda de semifinales, sellando un triunfo global de 5-1. Definirá el título ante Nacional de Paraguay, que eliminó 2-1 en el global a Defensor Sporting de Paraguay.

Pase lo que pase en la final, cuyo choque de ida se jugará el próximo miércoles en Asunción, se consagrará un campeón inédito en el torneo continental, enfrentando a los dos peores clasificados tras la etapa de grupos. El duelo de vuelta será en Buenos Aires, el 13 de agosto.

Tras el final, el técnico de San Lorenzo Edgardo Bauza se abrazó con sus jugadores y festejaron en el terreno de juego el pase a la final.

"Fue un partido difícil, nos paramos bien a pesar del gol sobre el final. Estamos emocionados de pasar a la final por primera vez. No falta un pasito más", comentó el volante Leandro Romagnoli.

El gol llegó en los descuentos, con el visitante argentino agotado. Gerardo Yecerotte convirtió el tanto con un remate a boca de jarro.

Bolívar esperaba un milagro para revertir el 5-0 que le propinó San Lorenzo en el partido de ida. Los dueños de casa se esforzaron pero sólo pudo salar el honor con una victoria.

Bolívar había realizado una brillante campaña dejando en el camino a Leon de México, Emelec de Ecuador y Lanús de Argentina, pero tuvo un bajón notable en la semifinal.

San Lorenzo —el club del cual el papa Francisco es hincha— aguantó la presión, colocó dos líneas de cuatro, frenó a Bolívar en el medioterreno. Nicolás Blandi quedó como único punta para aprovechar el contragolpe.

Salvó esporádicas llegadas con remates de media distancia, el cuadro argentino se mostró sólido atrás. Pero dejó demasiado espacio para salir en velocidad para apoyar a Romagnoli y Blandi en el ataque.

Bolívar tuvo llegadas punzantes sobre todo con remates. Un tiro de José Luis Sánchez Capdevila se estrelló en ángulo y otro disparo del artillero ecuatoriano Carlos Tenorio salió cerca del palo. Más allá de eso no puso en peligro el arco defendido por Sebastián Torrico.

El equipo boliviano se frenó con el transcurrir de los minutos llevado por el juego paciente y sin prisa de San Lorenzo.

San Lorenzo se refugió atrás, dejó de presionar en el medio y cedió espacios a Bolívar que tuvo más llegadas. El portero Torrico tuvo más trabajo ante al asedio boliviano y sobre el final salvó la caída de su portería manoteando un disparo de Juan Carlos Arce.

El partido se jugó en el estadio Hernando Siles antes unos 40.000 espectadores.

Alineaciones:

Bolívar: Rómel Quiñonez; Lorgio Alvarez, Luis Gutiérrez, Nelson Cabrera, Ronald Eguino (Gerardo Yecerotte, 66), José Luis Chávez, Víctor Córdoba (Rudy Cardozo, 66), José Luis Sánchez Capdevila, Juan Miguel Callejón (Oscar Rodas, 76), Juan Carlos Arce, Carlos Tenorio.

San Lorenzo: Sebastián Torrico; Gonzalo Prósperi, Mauro Cetto (Fabricio Fontanini, 74), Santiago Gentilletti, Emmanuel Mas, Héctor Villalba, Juan Mercier, Néstor Ortigoza, Ignacio Piatti (Wálter Kannnemann, 64), Leandro Romagnoli (Pablo Barrientos, 70), Nicolás Blandi.

Árbitro: Carlos Alfredo Vera (Ecuador).

AP