11 de abril de 2014 / 08:13 p.m.

El conjunto de Santos, se encuentra cerrando su preparación para el partido de jornada 15 frente al Atlante para después medirse a Lanús en Libertadores.

 

Santos Laguna está cerrando su preparación de cara al partido de la Fecha 15 del Clausura 2014 contra Potros de Hierro del Atlante, pero de reojo ve hacia su próximo rival en Libertadores, el Lanús.

Los jugadores que no hicieron el viaje a Argentina, continuaron este viernes por la mañana sus ensayos para el duelo del domingo ante el equipo azulgrana, el cual podría llegar descendido según los resultados que obtengan los rivales con quienes pelea por no bajar de categoría.

Pero Santos lo que pretende es dar un paso importante a la clasificación, por lo que saldrá en busca de los tres puntos.

Los jugadores que enfrentaron al Arsenal, arribaron por la tarde, así que este sábado trabajarán todos juntos, enfocados en este duelo a disputar en el Estadio Corona, pero a la vez con la mira puesta en su rival en octavos de final en Copa Libertadores, el Lanús de Argentina, al cual enfrentarán primero en aquel país y luego en la Comarca.

Al ser cuestionado sobre el tema, el defensa Rafael Figueroa definió a la escuadra argentina como un rival complicado, pero no quiso profundizar en el tema, ya que prefiere pensar en lo que tienen en puerta. “Lo hemos visto jugar (al Lanús), pero ahora estamos enfocados en sacar los tres puntos contra Atlante, que es el rival inmediato”, dijo.

De Potros resaltó el hecho de que se juegan la vida, “nosotros sabemos lo que es jugar el descenso, lo difícil que es, pero eso lo convierte en un equipo peligroso, sabemos que Atlante viene a ganar, pero no se van desbocar, que van a jugar ordenados y serán inteligentes al jugar. Nosotros también debemos ser inteligentes, manejar los ritmos del encuentro”.

“Simplemente hay que jugarles con inteligencia, sabemos que jugar un descenso sí genera presión, mucha, lo digo por la experiencia que vivimos en una situación similar, así que no es fácil lo que están pasando, quizá vengan en busca de hacer un gol y luego defenderlo, así que debemos tener mucho cuidado con eso, porque si nos equivocamos va a ser complicado abrirlos”.

Acerca de cómo enfrentar a un jugador como Michael Arroyo, el defensa lagunero lo destacó como un jugador peligroso, al que no se le deben dar espacios, ya que le pega bien al balón, es rápido y en cualquier minuto puede generar peligro y marcar un gol, así que “hay que estar concentrados, vigilar lo que haga, pero no sólo él, porque hay más jugadores a quienes no se les deben dar espacios”.

Para Santos es dar un paso a la calificación, por eso Figueroa insiste en que es muy importante sacar estos tres puntos, ya que sería un paso grande a la calificación, “nada seguro, pero estaríamos en encaminados a obtenerla”, apuntó.

Rafael Figueroa le ha anotado dos goles al Atlante en su carrera, así que va en busca de su tercero.

 

CARLOS HERNÁNDEZ CASTREJÓN