CON INFORMACIÓN DE ZYNTIA VANEGAS
13 de junio de 2013 / 02:31 p.m.

Monterrey• Cada año, el día 13 de junio, creyentes católicos celebran a San Antonio de Padua, mejor conocido como el santo de los enamorados; acto donde mujeres y hombres solteros piden por una pareja que los acompañe a lo largo de su vida.

Desde muy temprana hora, los fieles católicos acudieron hasta la parroquia del santo para comenzar con los festejos y hacer sus peticiones.

Algunos mariachis también llegaron hasta la iglesia y le cantaron las mañanitas.

La tradición marca que las mujeres solteras deberán pedir 13 monedas de la misma denominación a los hombres solteros y presentárselas a San Antonio de Padua para conseguir un compañero de vida, además de quitarle al niño y voltearlo de cabeza para que se cumpla la petición.

Una vez cumplida, el santo se vuelve a voltear y se le regresa al niño.

La parroquia ubicada en la colonia Progreso, prepara una misa para solteros que iniciará a las 16:00 horas, y una más a las 19:00.