11 de enero de 2014 / 05:51 p.m.

Un juez de arbitraje decidió reducir de 211 a 162 juegos la suspensión por dopaje que Alex Rodríguez, un fallo que el tercera base de los Yanquis de Nueva York prometió recurrir ante un tribunal federal.

La decisión del árbitro Fredric Horowitz, divulgada el sábado, implica que el tres veces ganador del premio al jugador más valioso se perderá toda la temporada de 2014.

Rodríguez rechazó la decisión del árbitro y prometió recurrir a una instancia federal para revocar la sanción, vinculada a la trama de dopaje de la clínica Biogenesis en el sur de Florida.

La sanction le costará 25 millones de dólares de los 86 millones que le quedan por cobrar de su contrato.

"Tristemente, no es ninguna sorpresa lo del número de juegos, ya que la baraja estuvo en mi contra desde el primer día", declaró Rodríguez, según un comunicado. "Esta ha sido la decisión de un solo individuo, que no se sometió ante un jurado justo e imparcial, en la que yo no di positivo en ningún control antidopaje, arbitraria en cuanto a los hechos, contradictoria con respecto a los términos del reglamento antidopaje y el convenio laboral, que se sustenta en testimonios y documentos que no hubiesen sido aceptados en ninguna corte en Estados Unidos por ser falsos y poco fidedignos".

La sanción original fue 211 juegos, dispuesta por el comisionado Bud Selig el 5 de agosto, tras la investigación de Grandes Ligas de los jugadores involucrados con Biogenesis of America, un clínica antienvejecimiento que fue acusada de distribuir sustancias dopantes.

El gremio de peloteros presentó una apelación, manifestando que el castigo no se ceñía a los parámetros de "causa justa".

Horowitz, quien asumió como juez de arbitraje del béisbol de Grandes Ligas en 2012, condujo un proceso que incluyó 12 sesiones entre el 30 de septiembre y 20 de noviembre. Técnicamente, Horowitz presidió un panel de tres que incluyó al director ejecutivo de Grandes Ligas, Rob Manfred, y el jefe legal del gremio de peloteros, Dave Prouty.

Pese a la sanción, el reglamento antidopaje permite que Rodríguez acuda a los entrenamientos de pretemporada y hasta podría jugar en los partidos de exhibición.

Aunque el astro de 38 años puede llevar su caso a instancias federales, los jueces en muy raras veces anulan los fallos de un árbitro.

"Aunque creemos que la sanción original de 211 juegos era apropiada, acatamos la decisión del panel y enfocaremos nuestras gestiones en acabar con el consumo de sustancias dopantes en nuestro deportes", dijo MLB (las iniciales en inglés de Grandes Ligas), según un comunicado.

El sindicato de peloteros, en su propio comunicado, expresó su "profundo rechazo" a la decisión, pero "reconocemos que se ha llegado a un fallo definitivo".

Rodríguez, sin embargo, no baja los brazos en su batalla legal.

"Esta injusticia es el primer paso de MLB para abolir los contratos garantizados en la próxima negociación del contrato colectivo en 2016, imponiendo sanciones de vida por una sola infracción del reglamento antidopaje, y de paso escudar más a su corrupta estructura investigativa de cualquier tipo de defensa que los peloteros acusados puedan presentar o cualquier tipo de análisis subjetivo", dijo.

Rodríguez insiste que Selig emprendió una vendetta en su contra con el fin de lavar la imagen del comisionado tras los escándalos de la denominada "Era de los Esteroides".

Ambas partes reconocieron haber desembolsado dinero para obtener pruebas que se emplearon en la audiencia de apelación.

Un total de 14 jugadores fueron sanciones a raíz de la investigación. Todos aceptaron sus sanciones, entre ellos los dominicanos Nelson Cruz y Jhonny Peralta, así como los venezolanos Francisco Cervelli y Jesús Montero. El jardinero de los Cerveceros Ryan Braun se perdió los últimos 65 juegos de la campaña, mientras que el resto recibió suspensiones de 50 juegos.

AP