14 de noviembre de 2014 / 12:55 p.m.

La jornada 17 del Apertura 2014 marcará uno de los partidos más importantes para los Tigres, ya que no sólo buscarán una mejor posición en la tabla general para encarar la Liguilla, sino que también buscarán su boleto para la Copa Libertadores del 2015.

En caso de calificar al torneo más importante de Sudámerica, los felinos buscarán armar una escuadra bien abastecida, capaz de enfrentar las exigencias del roce internacional, al igual que dar una buena actuación en el torneo de liga.

Desde su eliminación en el repechaje del 2012, a manos del Unión Española de Chile, sin olvidar su eliminación en los cuartos de final de la Liga de Campeones de la Concacaf en el 2013, ante el Seattle Sounders.

Tras estas eliminaciones, la afición auriazul mostró su descontento con Ricardo Ferretti, acusándolo de no apreciar este tipo de competencias.

A raíz de estas quejas, el conjunto felino prepararía un ambicioso plan para encarar el primer semestre del 2015.

El plan de Tigres para conquistar América.

-Refuerzos:

 

Al finalizar el Apertura 2014, el conjunto universitario recuperará a varios jugadores que habían sido cedidos a otras escuadras, convirtiéndose en los primeros refuerzos, sin necesidad de inversión alguna.

Los defensas Hugo Rodríguez e Israel Jiménez y el mediocampista Jonathan Espericueta terminan se reincorporarían de manera inmediata al plantel regio.

Tanto Rodríguez como Jiménez se han consolidado como titulares en Pachuca y Tijuana respectivamente, por lo cual generarían una competencia en la defensa, la cual tendría más de una variante en el momento en que los partidos se empalmen.

Por su parte, Espericueta llegaría directo de España, tras haber jugado para el Villarreal B.

El canterano felino arribaría del "Viejo Continente" con experiencia y madurez, los cuales pueden ser un factor clave para consolidarse bajo las ordenes de Ricardo Ferretti.

Igualmente el plantel auriazul buscaría el menor número de bajas sensibles, para evitar una reestructuración completa.

También se podrían sumar refuerzos, tanto del Draft como del exterior, principalmente en la delantera.

-Experiencia.

Uno de los puntos fuertes del cuadro regio es que varios de sus jugadores cuentan con experiencia en torneos internacionales, un factor determinante en la búsqueda de llegar lejos en los dos torneos, al conocer las exigencias que vivirán.

El arquero Nahuel Guzmán ya disputó esta competencia en el 2013 con el Newell´s Old Boys, con el cual llegó a la instancia de semifinales, cayendo en penales ante el Atlético Mineiro (posteriormente campeón de esta edición).

En la defensa tanto Hugo Ayala y Jorge Torres Nilo disputaron esta justa en el 2008 con el Atlas, alcanzando los cuartos de final, en donde los eliminó Boca Juniors

Los defensas felinos comenzaron su consolidación en este torneo, en la cual Torres pudo marcar gol.

Iván Estrada no ha jugado la fase de grupos de este torneo, pero cuenta con la experiencia de haber participado en la Liga de Campeones de la Concacaf, en la cual llegó a la gran final.

En la mediacancha los Tigres contarán con la experiencia de José Francisco Torres, el cual ha participado de manera exitosa en la Liga de Campeones de la Concacaf, al igual que en el Mundial de Clubes del 2008 y el 2010.

El "Gringo" también ha participado en la Copa del Mundo del 2010, en la Confederaciones del 2013, y ganó la Copa Oro del 2009.

Otro elemento experimentado es Gerardo Lugo, el cual ha visto acción 4 veces en la Liga de Campeones de la Concacaf, en la cual defendió a Cruz Azul (en dos ocasiones), Morelia y Santos.

Damián Álvarez será uno de los hombres que más experiencia aporte, tras coronarse 3 veces campeón de la Concacaf y formar parte de la histórica conquista de la Copa Sudamericana del 2006 con el Pachuca

El "Enano" también ha participado dos veces en el Mundial de Clubes, también con los "Tuzos".

El mediocampo será una zona con experiencia de sobra gracias a Egidio Arévalo.

El “Cacha” participó en la Libertadores del 2008 con el San Luis, sin poder concluir su participación debido a la epidemia de influenza AH1N1.

Arévalo también puede presumir de haber participado en dos Copas del Mundo, al igual que el título de la Copa América del 2011 con Uruguay, mismo año en que participó en la Copa Sudamericana para el Peñarol, jugando la Copa Confederaciones en el 2013.

Aunque el más exitoso en esta justa ha sido el ecuatoriano Joffre Guerrón, quien alzó este titulo con la Liga Deportiva Universitaria de Quito en el 2008, en donde tuvo un papel fundamental.

La ofensiva auriazul es la parte menos experimentada.

Emanuel Villa jugó la Liga de Campeones de la Concacaf del 2010 con el Cruz Azul, y la Copa Libertadores dos años después, también con la “Máquina”, sin presumir de grandes cuotas de goleo.

Hérculez Gómez ha participado 3 veces en la Liga de Campeones de la Concacaf, disputó el Mundial de Clubes del 2010 con el Pachuca, al igual que en la Copa del Mundo Sudáfrica 2010 con los Estados Unidos.

Pese a las criticas, el “Tuca” ha tenido experiencias destacadas en el plano internacional.

En el 2003 guió al Toluca a la obtención de la Copa de Campeones de la Concacaf, en la cual superaron al Morelia.

Al mando de Tigres disputó la Copa Libertadores del 2006, superando uno de los grupos más complicados del certamen, en donde enfrentó al Deportivo Cali, Corinthians y la Universidad Católica (campeones de sus respectivas ligas).

Dirigiendo a los Pumas participó en la Liga de Campeones de la Concacaf en dos ocasiones, llegando en ambas a las semifinales.

Variables:

Un equipo bien reforzado representa una amplia gama de variables para Ricardo Ferretti, al existir la posibilidad de cambiar el estilo de juego o probar distintas alineaciones.

Igualmente la adecuada rotación de jugadores no sólo puede prevenir lesiones, sino que también generaría competencia interna y evitaría cualquier queja por inactividad.

Un plantel debidamente balanceado ofrece una amplia gama de posibilidades, para encarar de manera destacada dos certámenes.

 RAFAEL RIVERA