JESÙS QUEZADA
25 de abril de 2014 / 01:33 a.m.

Con la tristeza de ver como se les alejó la copa de la Concachampions sin haber perdido un solo juego en el torneo, en los Diablos Rojos del Toluca todavía cala en no ser ellos quienes representen a México en un Mundial de Clubes, pues detallan que la resolución de esa final fue injusta pues en toda la serie fueron superiores al rival.

 

Pese a ello, los escarlatas se sienten fuertes mentalmente y desde ahora preparan una liguilla donde quieren llegar lejos y tomar revancha deportiva levantando el trofeo del Clausura 2014.

 

“Si de injusticia hablamos creo que si lo fue, el equipo buscó ganar todo el partido pero al final las circunstancias nos dieron la derrota, hay que trabajar fuete, ya sabíamos de esa situación y debimos manejarlo pero ya quedó atrás y hay que mirar par lo que sigue que es lo que nos dará para conseguir triunfos”, explicó el zaguero Miguel Ponce.

 

Y añadió: “injusto porque el equipo hizo méritos para ganar pero no fuimos contundentes, sabíamos que el gol de visitante valía doble y no es nada nuevo, así lo trabajamos, nos sacaron el empate y nos costó la derrota, pero estamos bien por lo que el equipo hizo en la cancha, hasta el último minuto pudimos ganar pero estamos bien, anímicamente fuertes porque viene la liguilla y debemos estar mentalmente fuertes”.

 

La derrota se ve en el rostro de los Diablos, incluso, muchos de ellos prefieren no volver a tocar el tema. Aún así, le ven el lado positivo y saben que todavía tiene la Liga MX para conseguir un campeonato.

 

“Lloramos porque el equipo estaba ilusionado con el campeonato queramos ir al Mundial de Clubes, no fue así, fue un día triste por la derrota, pero esto sigue, el torneo no termina, hay que seguir peleando, la liguilla está a la vuelta de la esquina y por eso queremos revancha, buscar otra final y ganar la onceava copa”, mencionó Ponce. 

 

QUIEREN A CRUZ AZUL

 

El defensa lateral del Toluca no oculta el deseo que tiene de enfrentar de nueva cuenta a Cruz Azul en la próxima liguilla, y mucho más si es en una final. “Por supuesto que nos gustaría que fuera Cruz Azul para cobrar revancha y demostrar que el equipo fue superior y que este equipo se puede levantar de una derrota. Fue un rival que enfrentamos tres veces nos derrotó en la liga, nos empató dos veces en la copa pero demostramos que fuimos superiores, no conseguimos una victoria pero tomaremos esa liguilla como revancha para buscar la estrella número 11”.

 

QUE PAGUE EL AMÉRICA

 

Miguel Ponce y el resto de los Diablos Rojos ya se concentran en la última jornada del Clausura 2014, duelo donde recibirán este domingo al América, escuadrsa que urge de puntos para amarrar su pase a la liguilla, aunque en Toluca mucho les gustaría dejarlos fuera y de paso luchar por ese liderato general.

 

“Vamos a hacer lo posible dejar afuera al América, vamos a tratar de ganar el partido y se puede terminar como primer lugar, pero el equipo ya esta calificado, vamos a hacer un partido importante que nos de un triunfo que nos recupere anímicamente”.

 

La rivalidad que hay entre estos dos clubes sigue muy viva, por eso, los Diablos solo quieren una victoria que además les regrese motivación.

 

“América siempre ha sido un rival que le quieres ganar, no se cómo lo tomen ellos pero saldremos a ganar, esta la oportunidad de dejarlos fuera y si ganamos qué mejor”.

 

El entrenamiento de los Diablos fue a puerta cerrada y en el los que jugaron la final de Concacaf tuvieron ejercicios ligeros de recuperación física, mientras que el resto del plantel practico futbol en el campo.