20 de octubre de 2014 / 08:35 p.m.

 

La supuesta agresión de Tomás Boy a un aficionado, al final del partido de la fecha 13 en el que el Atlas perdió con el Toluca, le costaría perderse el resto del torneo Apertura 2014.

Está sanción se debería a las reglas de la Comisión Disciplinaria de la Federación Mexicana de Futbol.

Según este reglamento, el entrenador del Atlas podría ser suspendido hasta 12 partidos, al igual que pagar una multa de 450 días de salario mínimo, medida que se encuentra en el apartado B, Artículo 33, del capitulo III, el cual detalla las infracciones por miembros del cuerpo técnico.

Por su parte el artículo 34 explica que la Comisión Disciplinaria tendrá la facultad de aumentar la sanción de las infracciones contenidas en los artículos anteriores, de conformidad con la gravedad de las mismas y la reincidencia con que se cometan.

En tanto, el artículo 36 del mismo reglamento, detalla que cuando un miembro del cuerpo técnico agreda al público, el cual puede estar en la tribuna o en algún lugar destinado para ellos, se abrirá una investigación.

La investigación sería para deslindar la responsabilidad del infractor, pero tomando en cuenta las siguientes razones:

-Si fue insultado o agredido

-Si actuó en defensa propia

-El número de personas que trataron de agredirlo

-Si trató de detener sin violencia la agresión o intento de agresión.

-Cualquier otro elemento que sirva como base, para saber si el integrante del cuerpo técnico es o no responsable.

En caso de que sea encontrado culpable, la Comisión Disciplinaria definirá el grado de responsabilidad del acusado.

 RAFAEL RIVERA