REDACCIÓN
10 de septiembre de 2014 / 06:01 p.m.

El técnico de Bayern Múnich Josep Guardiola se está volviendo todo un personaje en los entrenamientos del club bávaro.

Desde tremendos enojos, encares con sus propios jugadores y ahora sufrió un pequeño percance.

Pep fue sorprendido por los aspersores del terreno de juego y lo mojaron.