16 de enero de 2014 / 08:17 p.m.

El tenista francés Jo-Wilfried Tsonga quiso evidenciar el intenso calor que se siente en Melbourne, en donde se lleva a cabo el Abierto de Australia y para hacerlo llevó un sartén con unos huevos crudos para demostrar que las pistas del torneo son un auténtico hervidero.

La española Carla Suárez ha lamentado que "parece que entres en un horno" y el propio Rafa Nadal ha alertado de que "se hace peligroso" jugar en estas condiciones.

MMDEPORTES