20 de julio de 2014 / 12:24 a.m.

Sin pisar el acelerador, Santos Laguna inició el Torneo Apertura 2014 de la Liga MX con una cómoda victoria de visita 1-0 sobre Veracruz en el estadio Luis "Pirata" Fuente.

El solitario gol fue obra del colombiano Andrés Rentería, que le otorgó los primeros tres puntos a su equipo al minuto 42, con los cuales se coloca en los primeros puestos de la clasificación con Pumas, Puebla y Pachuca, que consiguieron triunfos en calidad de visitantes.

Tras acabar último en el torneo Clausura 2014, Veracruz, que lucha por no descender, se vio más cauto en el inicio de este nuevo torneo, en el que salió con línea de cinco (tres defensas y dos laterales), aunque no dudó en atacar.

Bien plantado en la cancha, el cuadro de casa dispuso de una mayor posesión del balón, lamentablemente fue incapaz de crear ocasiones claras de gol, todo lo contrario a la "comarca", que de los pies del colombiano Darwin Quintero creó mayor peligro.

Sin embargo, el sitio de Oribe Peralta (refuerzo del América) como goleador "verdiblanco", pareció quedarle grande a Javier Orozco, quien tuvo frente al marco dos oportunidades; minuto 12 y 21, ambos centros de Quintero y que "Chuletita" no pudo controlar.

Fue hasta el minuto 42 y nuevamente con el delantero colombiano en acción, que Santos abrió el marcador; Quintero asistió a Orozco, quien a su vez cedió para Rentería, quien desde el borde del área, definió de pierna derecha para el 1-0.

Para el complemento, los "escualos" volvieron a apoderarse del esférico pero se estrellaron ante una zaga bien ordenada que no les permitió rematar con comodidad. La ocasión más clara llegó al minuto 59, cuando Luis Alberto Sánchez envió centro a Carlos Ochoa, quien sin marca alguna, remató con la cabeza y estrelló el balón en el poste derecho.

Sin poder generar llegadas claras, los ánimos de los anfitriones fueron cayendo, situación que fue aprovechada por Santos, que se creció y pudo marcar diferencias con su velocidad, lamentablemente los centros de Rentería no encontraron rematador.

El arbitro Miguel Ángel Flores firmó una actuación aceptable, mostró cartón amarillo a los "laguenros" Ribair Rodríguez y Mauro Cejas.

NOTIMEX