3 de septiembre de 2014 / 07:03 p.m.

Apenas lleva tres partidos jugados en el Estadio Universitario, pero han bastado para que Guerrón ya se haya dado cuenta que el equipo cuando juega en casa de siente presionado.

El flamante refuerzo para el apertura 2014 fue sincero al señalar qué eso es lo que ha percibido en el arranque de campaña y comparó la forma alegre y sin presión que siente cuando los felinos salen del volcán.

"Creo que el público desde que estoy acá veo que hace su parte, alienta al equipo los novena minutos, la otra parte es de nosotros.

"Por lo que veo, siento que cuando juegas afuera juegas más suelto y se divierten (los compañeros) y en casa como que sienten la presión, hay que salir de esas presiones, ser más suelto y relajados", aseguró.

NO CALIFICAR SERÍA UN FRACASO

El volante ecuatoriano es consciente que se han dejado de hacer cosas importantes en el arranque del campeonato y necesitan de inmediato recomponer el camino para que no se escape el torneo.

"Primeramente por la calidad de club que es Tigres, un club grande que tiene todas las comodidades necesarias para un atleta sería un fracaso no clasificar, la realidad es esa.

"Esperemos que estas cosas salgan de la mente de cada uno y pensemos sólo las cosas positivas, que Tigres tiene que estar, sí o sí, en los lugares de clasificación de la liguilla", señaló el delantero ecuatoriano al terminar la práctica de este miércoles.