— MARIANA OTERO-BRIZ, DANIEL VENEGAS Y PEDRO DOMÍNGUEZ
3 de septiembre de 2013 / 02:26 p.m.

México  • La dirigencia del PRD determinó no acudir al mensaje por el primer Informe de gobierno al considerar que no fue un acto republicano, y aunque el único asistente fue el coordinador de los diputados, Silvano Aureoles, los líderes perredistas coincidieron en reprobar el mensaje.

En entrevista en la sede nacional del PRD, el presidente nacional de ese partido, Jesús Zambrano, aseguró que su inasistencia no constituye ninguna ruptura con el gobierno federal, ni al interior del Pacto por México.

 

“Fue un acto de un monólogo en el que ni siquiera posibilidad había de expresar nuestro propio punto de vista, entonces para qué asistir, no soy de los que participa en actos de pleitesía a nadie, y me parece que esto también debe respetarse del otro lado y no debe verse como motivo de ruptura, de disenso ni mucho menos de distanciamiento”, subrayó.

 

Dijo que en nueve meses de gobierno, la administración de Peña Nieto merece una calificación reprobatoria dado que “no hay mucho que presumir”, y los únicos logros alcanzados se derivan de los acuerdos del Pacto por México.

 

“Las cosas que se pueden decir positivas, claramente reconocidas, son las reformas que han resultado de los acuerdos contenidos en el Pacto por México, reformas que son muy importantes”, dijo.

 

Celebró también la voluntad del gobierno de la República de participar en la construcción de la Reforma Hacendaria y Energética, aunque en lo que se refiere a los hidrocarburos, reconoció que todavía no hay consenso.

 

“Hemos manifestado que tenemos como PRD una propuesta de una reforma profunda que requiere el sistema energético nacional, particularmente y especialmente Pemex sin que tenga que modificarse la Constitución y sin que se tenga que privatizar la renta petrolera, es decir que no se entregue la riqueza petrolera del país a manos privadas”, apuntó.

 

En entrevista por separado a su salida del acto celebrado en la Residencia Oficial de Los Pinos, el líder de los diputados del PRD, Silvano Aureoles, reconoció que el informe fue un mensaje político que presenta sólo “positivos”, por lo que afirmó que será el Congreso quien habrá de revisar a fondo cada uno de los apartados de su desglose.