CORTESÍA CARLOS CONTRERAS LEGASPI - @LAAFICIÓN
8 de julio de 2016 / 10:58 a.m.

Anderson Silva llegó a Las Vegas solo unas horas después de que Jon Jones habló con los medios de comunicación sobre sus salida de UFC 200. Negoció con la promotora e hizo todos los exámenes necesarios para ser su reemplazo.

Luego de horas de especulaciones, finalmente el presidente del UFC, Dana White pudo anunciarlo al terminar la función donde Eddie Álvarez se coronó nuevo campeón ligero y el brasileño se presentó en la arena del MGM Grand.

“No menosprecio a Daniel Cormier, pero me siento en buena forma para enfrentarlo aunque el venga de un campamento completo”, dijo la ‘Araña’ ante los medios de comunicación.

El combate, se llevará a cabo en tres rounds y no estará en disputa el cinturón de Cormier (del título semicompleto), quien naturalmente supera en peso pues el viene del peso medio. Sin embargo, Anderson también ha tenido grandes peleas en las 205 libras.

“A estas alturas he tenido que enfrentar de todo, ya pase por eso y la pelea es la pelea, ya enfrente a grandes luchadores antes como él y no me sorprende”, agregó.

El ex mejor libra por libra del mundo tenía planeado hacer eventos promocionales este fin de semana en la ciudad, así que viajó con us hijos y aseguró que a pesar del compromiso tratará de mantener una rutina normal con su familia, “iremos de compras y seguramente comer un helado”.

Muchos fans pedían la presencia de Silva en UFC 200, mucho antes del incidente de Jon Jones, pero fue operado de la vesícula hace apenas seis semanas. “Fue un dolor terrible, pero regresé a entrenar pronto, de hecho apenas ayer estaba haciendo sparring”.

En la conferencia, White también confirmó que el nuevo evento estelar será entre Miesha Tate y Amanda Nunes pues “Es la mujer, que venció a la mujer, que venció a la mujer (refiriéndose a que derrotó a Holly Holm, quien a su vez había vencido a Ronda Rousey), y hay que tener respeto por lo que consiguió esa noche”, así, la cartelera más grande en la historia será cerrada por un evento femenil, el único donde se disputa un cinturón absoluto, pues el combate entre Frankie Edgar y José Aldo será de carácter interino.