15 de junio de 2013 / 03:03 p.m.

La selección de futbol de Brasil quiere su primera victoria de la Copa Confederaciones 2013, en la que es anfitriona, cuando este se mida a Japón en el arranque del certamen premundialista.

En la cancha del Estadio Nacional de Brasilia, el "Scratch du Oro" desea arrancar con el pie derecho el torneo dentro del Grupo A frente a un aguerrido cuadro nipón, que con nada que perder y mucho que ganar será peligroso.

La escuadra dirigida por Luiz Felipe Scolari es uno de los representativos favoritos para conquistar el certamen y para ello deberá demostrarlo mañana en su primer examen.

Lleno de críticas llega a esta competición el cuadro brasileño luego de conseguir gran cantidad de empates en sus últimos encuentros amistosos, aunque su victoria 3-0 contra Francia pudo calmar un poco la reprobación de expertos y aficionados.

En contraparte, Japón arriba a esta Confederaciones cargado de ilusiones y con la motivación que le dio el hecho de conseguir su boleto para el Mundial de Brasil 2014.

En la "verdeamarela" parece cargar la responsabilidad el nuevo jugador del Barcelona, Neymar, quien en días pasados se comprometió a ser referente para que su equipo logre el título.

Pero Brasil, que cuenta con varios elementos jóvenes, también apuesta al talento de Oscar, Hulk, Lucas Moura, entre otros, para este certamen que será un examen en cuanto a organización y seguridad rumbo al Mundial del próximo año.

Por los "Samuráis azules" aparecen elementos de calidad como Keisuke Honda, del CSKA de Moscú, y Shinji Kagawa, del Manchester United, así como la experiencia del técnico italiano Alberto Zaccheroni.

La última ocasión que ambos equipos se midieron fue el año pasado en un duelo amistoso, donde Brasil ganó 4-0, mientras que el último referente oficial data del 2006, cuando en el Mundial de Alemania los sudamericanos se impusieron 4-1.

Así, este sábado dará inicio la novena edición de la Copa Confederaciones, donde los amazónicos buscarán refrendar el título logrado en Sudáfrica 2009, mientras que Japón, que disputará el torneo por quinta vez, quiere superar lo hecho en 2001, cuando fue subcampeón.

Notimex