PEDRO ALONSO
16 de julio de 2013 / 02:00 p.m.

Ex regidor explica que Juan Castillo Pérez solo tomó los videos sobre maltrato animal.

 

Texmelucan• Andrés Soto Sánchez, ex regidor de Salud, dio a conocer que José Luis Reyes Ventura, alias El Jarocho, es el verdadero matagatos, ya que es quien aparece en los videos, y que Juan Castillo Pérez solo tomó las fotografías y los videos que subió a su cuenta de Facebook.

En las imágenes que se dieron a conocer el sábado pasado causaron revuelo en las redes sociales, por lo que Castillo Pérez cerró la página y las autoridades iniciaron una investigación.

Soto Sánchez explicó que Reyes Ventura es el joven identificado en los videos, donde viste una camiseta negra y se le observa sosteniendo con una correa a un gato, el cual avienta a los perros para que lo maten.

Contó que este joven llegó al municipio de San Martín Texmelucan, Puebla, tras dejar su tierra natal, Córdoba, Veracruz, debido a que era maltratado por su familia, principalmente por el padrastro.

El muchacho dormía en la unidad que servía para la captura de perros, por lo que en la administración municipal 2002-2005, pese a ser menor de edad, comenzó a trabajar en el ayuntamiento.

En ese periodo trascendió que los perros eran sacrificados de maneras sanguinarias, como quemarlos, enterrarlos vivos o sobrepasarse en la carga eléctrica.

“Haber comprado una pistola a uno de los agentes de la policía para su protección, tener problemas con los ciudadanos cuando capturaba a los perros, ser parte del sacrificio de los animales y perder cierta sensibilidad al dolor le valió ser canalizado al área de psicología”, comentó el ex regidor.

No obstante, indica que no se supo si Reyes Ventura concluyó con el tratamiento y que de lo último que se enteró fue que radicaba en la Ciudad de México. Por ello, autoridades estatales ya investigan a los dos jóvenes para deslindar responsabilidades.

En tanto, el Congreso estatal aprobó por unanimidad que las iniciativas relacionadas con la Ley de Protección Animal se discutan en las comisiones correspondientes para que se sancionen los actos de crueldad.