12 de marzo de 2013 / 04:09 p.m.

Monterrey • Al igual que los recursos en materia de seguridad, el traslado de reos federales a prisiones de máxima seguridad se ha visto frenado por el cambio de administración federal, reconoció ayer Jorge Domene.

El titular de la Oficina Ejecutiva de la Gubernatura sostuvo que durante el año pasado salieron una buena cantidad de estos internos de alta peligrosidad, ligados a cárteles de la delincuencia organizada, pero en los dos meses que lleva 2013 ya no se han registrado nuevos reacomodos.

“En este año esperando también a que se reacomode la Secretaría de Seguridad Pública, ahora subsecretaría, dentro del contexto federal para poder continuar con este programa. Tuvimos un buen avance durante 2012 de casi 700 reos, tengo entendido que quedan alrededor de mil 800 y esa es la meta que tendremos que estar trabajando junto con el Gobierno Federal”, precisó el funcionario estatal.

En tal sentido, anticipó que esta problemática se planteará durante la sesión privada programada para hoy en Casa de Gobierno con el Gabinete de Seguridad federal.

Domene acotó que tras la fuga y asesinato masivo que se registró a principios del año pasado en el Penal de Apodaca se modificaron algunos protocolos que lograron controlar en parte lo que se vivía al interior de los reclusorios locales.

LUIS GARCÍA