11 de junio de 2013 / 12:01 a.m.

Jugadores extranjeros con contrato como el argentino Joaquín Larrivey, el ecuatoriano David Quiroz e incluso el español Valmiro Lopes "Valdo" se presentaron al entrenamiento que tuvo hoy Atlante en el estadio olímpico Andrés Quintana Roo.

Asimismo, ya estuvieron los refuerzos nacionales Oscar Rojas y Francisco Acuña, así como Alan Zamora, mientras en las próximas horas estaría por presentarse el cancunense Manuel Alejandro Vela Garrido, quien llega a préstamo de Cruz Azul.

Todo ello pese a que sigue sin reportarse a la pretemporada el técnico uruguayo Wilson Graniolatti, de quien en el campamento se averiguó que llegaría hasta el miércoles.

En entrevista, el ariete Joaquín Larrivey dijo que se reporta a la pretemporada con muchas ganas de trabajar, que tiene contrato con el equipo y que buscará poco a poco alcanzar su mejor nivel.

Afirmó que regresan con "gran sed de revancha" y que consideran que se pudo hacer más la temporada pasada, pues todos se esforzaron al máximo en busca de que salieran bien las cosas.

"Puede que futbolísticamente haya mucho que mejorar, pero empezamos con muchas ganas de afrontar este nuevo desafío con esperanzas renovadas", consideró.

El jugador sudamericano admitió que no engranó bien en el funcionamiento general del equipo con sus compañeros, pero que no tuvo que ver con una cuestión de falta de actitud, pues Atlante no funcionó en términos generales.

"Ahora, después del descanso tuvimos oportunidad de reflexionar y lo que saqué fue eso, todo para arriba, pensando en que todos tenemos que mejorar mucho", expuso.

Aseguró que ve en todos sus compañeros muchas ganas de salir adelante, de superar la situación a la que se enfrenta el equipo y, sobre todo, lo que se juega en este año la organización en el tema del no descenso.

"Desde ahora hay que mentalizarse para hacer las cosas bien, reflejándonos en el Atlas del torneo pasado que empezó luchando por no descender y terminó peleando por el título, ése es el camino", anotó.

Ante esa situación, reiteró que deben trabajar desde el primer día en el aspecto mental, sobre lo que le viene al Atlante en el año. "Somos un grupo grande que está con muchas ganas y expectativas positivas, que es lo que tenemos todos", indicó.