12 de febrero de 2013 / 07:22 p.m.

 Monterrey • La Procuraduría de Justicia en el Estado ejecutó orden de aprehensión por homicidio en contra de dos de los tres policías de Santa Catarina, acusados de asesinar a un estudiante de FIME de la Universidad Autónoma de Nuevo León; y dejó en libertad al uniformado que conducía la unidad policiaca.

Fue la juez primero penal de San Pedro quien solicitó la detención de Artemio Pérez Pérez y Leandro Martínez Soto, por considerarlos presuntos responsables de lesiones y homicidio calificado, por lo cual anoche fueron trasladados al Cereso de Apodaca.

Ellos fueron señalados como presuntos responsables de la muerte violenta de Adrián Javier González Villarreal y por las lesiones que le causaron a su novia Gladys Soto.

Aunque estuvo arraigado, finalmente el policía Basilio Manuel Cruz quedó en libertad porque desde el inicio de las investigaciones los elementos del grupo de homicidios de la Agencia Estatal y peritos de la Procuraduría de Justicia descartaron que él hubiera accionado su arma en contra de los jóvenes.

El día de los hechos ocurridos la madrugada del pasado 12 de enero, la pareja se encontraba a bordo de un auto Jetta en el que se estacionaron frente a un campo de futbol y donde fueron interceptados por los policías municipales, de quienes escaparon cuando aparentemente sólo trataron de hacerles una revisión de rutina en calles de la colonia López Mateos.

DORA IRENE RIVERA