HERIBERTO SANTOS BAENA
13 de junio de 2013 / 10:48 p.m.

Chimalhuacán • Más de un millón de habitantes del municipio de Chimalhuacán se encuentran en riesgo de sufrir inundaciones esta temporada de lluvias, debido a que la Comisión del Agua del Estado de México no ha reparado cuatro motores en el cárcamo Patos Oriente y aún no pone en funcionamiento el cárcamo Portezuelos y Fraccionamiento San Lorenzo.

El director del Organismo Descentralizado de Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento, Enrique Garduño Ruiz, informó que el organismo estatal únicamente colocó motores emergentes en los cárcamos Nativitas, Patos Poniente número 12 y San Agustín, los cuales son insuficientes para desalojar rápidamente las aguas de lluvia y de drenaje.

Explicó que la CAEM no ha cumplido los compromisos pactados el pasado 22 de mayo, que consisten en la reparación de cuatro motores en el pozo Patos Oriente, cuya inversión requiere 28 millones de pesos.

"Estamos esperando la aplicación de ese recurso para que reparen los motores y puedan funcionar al cien por ciento de su capacidad".

Aunado a lo anterior, dijo, la dependencia estatal no ha puesto a funcionar los cárcamos Fraccionamiento San Lorenzo y Portezuelos, los cuales carecen de equipo eléctrico.