17 de marzo de 2013 / 03:08 a.m.

Ciudad de México • Al reconocer la contribución del magisterio veracruzano al desarrollo y prosperidad de la entidad y asegurar que su alianza con los maestros está más fuerte que nunca, el gobernador Javier Duarte de Ochoa refrendó su compromiso con la educación pública estatal y señaló que la permanencia laboral de los docentes no está en riesgo.

Al reunirse con más de 35 mil maestros de la Sección 32 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), el Comité Ejecutivo Estatal e integrantes del Equipo Político, que preside Juan Nicolás Callejas Arroyo, el Gobernador insistió que en Veracruz sus espacios laborales están seguros.

También anunció que en acuerdo con la Sección 32 del SNTE, se determinó constituir un órgano que estará integrado por maestros, el Instituto Estatal de Evaluación, para asegurar que las plazas laborales de aquellos que decidan jubilarse queden a los docentes de Veracruz.

Entre porras, aplausos y algarabía de maestros de las 13 regiones del SNTE en la entidad, Duarte de Ochoa instruyó al secretario de Educación de Veracruz, Adolfo Mota Hernández, iniciar pláticas con el secretario de la Sección 32, Juan Nicolás Callejas Roldán, y establecer un mecanismo para otorgar un bono a los maestros.

"Esto es muestra del reconocimiento que el gobierno les tiene a las mejores maestras y maestros de México, los maestros veracruzanos, con quienes seguiremos trabajando de la mano para continuar en la ruta de construir un Veracruz de más oportunidades y de prosperidad para todos", indicó.

REDACCIÓN