27 de julio de 2013 / 01:36 p.m.

Monterrey • En un entorno de elección distinto al de hace dos años donde quedó fuera el candidato oficial, en los próximos días se cristalizará el cambio de mando al frente del Tribunal Superior de Justicia de Nuevo León.

Tras dos años como presidenta del TSJ, Graciela Guadalupe Buchanan Ortega, quien se baraja como fuerte contendiente para presidir el Consejo de la Judicatura Federal, deja su cargo el próximo 1 de agosto.

Y el que podría ser el heredero de la silla de Buchanan es Carlos Emilio Arenas Bátiz, de la Cuarta Sala Civil, aunque el único impedimento o traba es que su periodo de 10 años como magistrado vence en diciembre próximo, lo que podría hacerlo inelegible.

El 1 de agosto de 2011, en una cerrada competencia, Buchanan resultó electa por los magistrados que integran el Pleno del tribunal, como presidenta para el periodo 2011-2013 que está por concluir.

Y es que en ese entonces, la consigna a los operadores de Gobierno Estatal de hacer llegar el mensaje de que el favorito para ocupar la silla debía ser Francisco Javier Mendoza Torres, magistrado de la Segunda Sala Civil.

Sin embargo, al ?inal los magistrados se fueron por la libre y se inclinaron por Buchanan en una apretada votación que requirió de tres vueltas, donde Arenas Bátiz desempeñó un rol decisivo, ya que con su voto logró fraccionar el empate entre los candidatos.

Hasta ahora no ha trascendido que haya un candidato oficial para el relevo del Poder Judicial.

Para este periodo 2013-2015, el nuevo presidente será electo por el Pleno mediante votación secreta, y durará en su cargo dos años, sin embargo, no puede ser reelecto para el periodo inmediato.

El tribunal se encuentra integrado por 16 miembros magistrados y una de ellos funge como presidente, y tendrán derecho a voto en la sucesión el próximo 1 de agosto.

La sesión del Pleno en la que se elija a quien lo presida será válida con la presencia de dos terceras partes de sus miembros y el presidente del tribunal electo rendirá su protesta y tomará posesión de su cargo.

"No puedo estar influyendo en el estado de ánimo de mis compañeros, porque la decisión es personal. A mí me decían: ‘Alguien que te cuide la espalda’. Todos los que quieran contender son bienvenidos, son magistrados y todos tienen derecho".

"Afortunadamente no tengo nada que me cuiden, seguramente pude haber cometido errores como cualquier humano comete, pero no tengo ninguna preocupación por actos indebidos, corrupción, no necesito cuidarme la espalda porque la he cuidado toda mi vida para trabajar en forma honesta", manifestó Buchanan Ortega.

Procedimiento de selección

El secretario general de Acuerdos del tribunal distribuirá entre los integrantes del Pleno las papeletas de votación con los nombres de los magistrados elegibles.

Cada magistrado deberá pasar al atril para emitir su voto y depositarlo en una urna transparente.

De acuerdo con los resultados, en una primera ronda si se obtiene la mitad más uno, se elige al presidente.

Pero si hay un empate en el número de votos, obteniendo los ocho sufragios a favor de uno y de otro, de acuerdo con lo establecido en el reglamento interno del TSJ, se deberá proceder a una segunda ronda, como sucedió el año pasado al quedar empatados Buchanan y Mendoza Torres.

Si de nueva cuenta ninguno de los magistrados mencionados obtiene la mitad más uno de los votos, para ser efectiva la elección, se procederá a una tercera ronda de sufragios.

Hace dos años, el conteo final salió electa la magistrada Buchanan con un total de nueve votos a favor contra siete votos del magistrado Mendoza Torres.

Los magistrados

El Pleno del Tribunal Superior de Justicia se encuentra integrado por 16 miembros magistrados, encabezados por la presidenta Buchanan, que tendrán derecho a voto en la sucesión el próximo 1 de agosto:

Graciela GuadalupeBuchanan OrtegaPresidentaGustavo Adolfo Guerrero Primera Sala CivilFrancisco Javier Mendoza TorresSegunda Sala CivilMaría Inés Pedrazade QuiñonesTercera Sala CivilCarlos EmilioArenas BátizCuarta Sala CivilMaría NancyValbuena EstradaQuinta Sala CivilRosa ElenaGrajeda ArreolaSexta Sala CivilJosé PatricioGonzález MartínezSéptima Sala CivilJosé GuadalupeTreviño SalinasOctava Sala CivilGenaro Muñoz MuñozNovena Sala CivilJorge Luis Mancillas RamírezDécima Sala Civil

Carlos Arenas Bátiz, el que se perfila

El posible naipe que aparece como fuerte candidato para encabezar la presidencia del Tribunal Superior de Justicia es Carlos Emilio Arenas Bátiz, actual magistrado de la Cuarta Sala Penal Unitaria y maestro en Estudios Internacionales Modernos en la Universidad de Leeds, Inglaterra.

A finales del año pasado, Arenas Bátiz recibió un reconocimiento en mérito de las sentencias protectoras de Derechos Humanos que ha dictado como la de agosto de 2011, que fue la primera sentencia de Control Difuso de Constitucionalidad emitida en el país.

El magistrado ha sido el primer juzgador en México en llevar a la práctica este nuevo modelo de protección a los derechos fundamentales, mismo que por su relevancia tuvo trascendencia nacional.

Ha sido director de la Maestría en Derecho en la Escuela de Graduados en Administración Pública, Campus Monterrey y magistrado del TSJ desde el 2004, adscrito a la Sala Penal desde el año 2005.

Como estudios ha sido candidato a Doctor en Derecho de la UANL, maestría en Estudios Internacionales Modernos en la Universidad de Leeds, Inglaterra, y maestría en Derecho Público y; licenciatura en Derecho de la UANL y especialidad: en Derecho Constitucional, Derecho Electoral, Derecho Penal, y sus respectivas materias procesales.

En 2004 el Instituto Federal Electoral delegación Chihuahua, lo reconoció también por su desempeño como Magistrado Electoral.

EDUARDO MENDIETA SÁNCHEZ