Edgar González
26 de junio de 2013 / 09:07 p.m.

Ahora ataviado con los colores del Cruz Azul Hidalgo tras su paso con La Franja, el veterano arquero, Alexandro “El Mostro” Álvarez, aclaró que pese a tener la oferta de parte del Puebla para integrarse como parte de la directiva del club, decidió aceptar la invitación hecha por los Cementeros, lo que de ninguna manera echa por la borda su intención de algún día regresar con los Camoteros.

“Trabajando, es un momento importante para mí, fue una circunstancia que se presentó así, se tomó así, obviamente en comunicación y coordinación con la directiva del Puebla, que conjuntamente lo decidimos así, tomar esta oportunidad, un tanto raro volver a casa, pero la verdad contento y con muchas ganas de seguir trabajando, con la mente puesta en trabajar y en pensar en algún día regresar por acá”.

Reveló que si bien existió la oportunidad de ir a Europa a prepararse para continuar su carrera fuera de las canchas, quiso permanecer en activo, en espera de que llegado el momento se retome la línea que le plantearon y así regresar para devolver parte de lo mucho que Puebla a él ha dado.

“En el draft se presentó esta invitación que me hicieron a Cruz Azul, se me hizo pertinente hablar con la directiva del Puebla para ver precisamente la propuesta que ellos me habían puesto, aterrizarla, concretarla, pero en conjunto decidimos que era buena oportunidad esta, tomarla, continuar en activo este año, lo estamos haciendo así, pero pensando que al término del año, o cuando se requiera, venir a representar a esta institución”.

Hizo hincapié al decir que no se fue de la organización blanquiazul dolido ni mucho menos, sino en el mejor de los términos, a las órdenes siempre de los directivos, a los que agradece las atenciones que tuvieron hacia su persona, pero sobre todo agradecido con la afición que siempre lo cobijó y respaldó.

“No es algo que yo haya desechado, que yo haya salido en alguna instancia mal, por el contrario, salí por tomar esta oportunidad, en conjunto con la directiva que me dijeron y me dejaron, simplemente es aprovechar esta oportunidad de jugar futbol”.

Ya sobre lo que le espera en la Liga de Ascenso, Álvarez se dijo ilusionado por lograr buenos resultados, a sabiendas del problema porcentual que aqueja a la franquicia, lo que representa un reto, sobre todo a la gente de experiencia que como él ha llegado al plantel, donde también se suma el ex seleccionado, Braulio Luna.