2 de enero de 2013 / 05:56 p.m.

Monterrey  Cientos de contribuyentes se molestaron con el municipio de Monterrey porque tuvieron que hacer filas de hasta cuatro horas bajo la lluvia y el frío para poder pagar su impuesto predial.

Lo anterior debido a que durante el primer día de cobro de este gravamen, el sistema computarizado tuvo fallas que retrasaron los trámites en los 12 módulos que instaló la Tesorería Municipal.

En algunos de ellos como el Parque Tucán y el Aztlán, la gente tuvo que estar bajo la pertinaz lluvia y una temperatura de 9 grados durante horas.

Esto causó molestia y temor de sufrir una enfermedad respiratoria, debido a que la mayoría de los contribuyentes eran personas de la tercera edad, y por tanto más vulnerables a enfermarse.

Sin embargo la gente se mantuvo en la fila a fin de poder cumplir con su deber ciudadano de pagar el impuesto predial en Monterrey.

— FRANCISCO ZÚÑIGA