17 de febrero de 2013 / 10:54 p.m.

La Paz • El Tribunal Superior de Justicia del Estado (TSJE), anuló la multa millonaria que le impuso la Contraloría del Estado al ex gobernador del Estado, Narciso Agúndez Montaño, por su presunta responsabilidad en la venta irregular de terrenos en la exclusiva zona del Pedregal en Cabo San Lucas.

El abogado del ex mandatario, Miguel Ángel Camacho, señaló que el “tribunal anuló las sanciones y multas que la contraloría hizo en el caso vinculado a una presunta venta irregular de terrenos en la exclusiva zona de El Pedregal en Los Cabos”.

Cabe recordar que el martes 6 de diciembre del 2011, la Contraloría del Estado, impuso una multa de 27 millones 973 mil pesos e inhabilitación por seis años para ejercer cargos públicos a Narciso Agúndez Montaño, por su presunta responsabilidad en uso indebido de funciones, resolución que fue anulada por el TSJE.

Sin embargo, presumiblemente el resolutivo del Tribunal implica la reposición de todo el procedimiento administrativo, por lo que puede éste ser reiniciado, algo en lo que ya está trabajando la Contraloria.

La Contralora Mariza Muñoz Vargas, dijo que “se trata de formalidades mínimas, creo que el proceso seguirá hasta su total resolución para imponer las sanciones administrativas”.

Fue la Contraloría del Estado, quien acusó al ex gobernador Narciso Agúndez, de vender en poco más de 20 millones de pesos, terrenos propiedad del Gobierno del Estado, en zona exclusiva de Cabo San Lucas, que según su valor catastral tienen un costo superior a los 70 millones de pesos.

El asunto fue consignado en el expediente CGE/065/2011, y este martes 12 de febrero resuelto por la sala administrativa del Tribunal Superior de Justicia de Baja California Sur.

Por estos mismos hechos, Narciso Agúndez fue denunciado por la vía penal, detenido y recluido en el CERESO de La Paz el pasado en mayo del 2012, acusado por el delito de peculado, en un juicio en el que finalmente libró al obtener la libertad bajo caución después de que un juez federal le otorgó el amparo, obligando al juez penal a reclasificar el delito de peculado por el de incumplimiento de un deber legal.

Finalmente Narciso Agúndez obtuvo su libertad luego de pagar una fianza de 31 mil 714 pesos con 16 centavos.

MARGARITA ROJAS/ CORRESPONSAL