31 de julio de 2013 / 08:35 p.m.

Ciudad de México • Un juez federal ordenó el arraigo por 40 días de los tres presuntos integrantes del grupo criminal Los Caballeros Templarios que participaron en el homicidio del vicealmirante Carlos Miguel Salazar Ramonet, comandante de la Octava Zona Naval en Puerto Vallarta, Jalisco.

Timoteo Vargas Infante, José Trinidad Arroyo Regalado y Ramiro Barajas Alvarado, de quienes se sabe recibían un salario de 7 mil 500 pesos, por robar, extorsionar y generar secuestros, entre otra serie de delitos, continuarán declarando ante la Procuraduría General de la República (PGR).

Autoridades ministeriales comentaron que la SEIDO busca obtener más información del resto de los agresores que perpetraron el ataque contra el mando naval, además de que buscan saber en qué zona de Michoacán operan el líder de ese grupo criminal, Servando Gómez Martínez, La Tuta.

El pasado lunes, el titular de la PGR; Jesús Murillo Karam, dijo que el grupo criminal de Los Caballeros Templarios asesinó al comandante y a su ayudante en un hecho fortuito.

Autoridades de la Secretaría de Marina-Armada de México y de la Policía Federal comentaron que las manifestaciones de transportistas y taxistas, en las que se exigía la salida de la Policía Federal y del Ejército, no tienen que ver con un acto premeditado contra el mando naval.

Las protestas se realizaron en las casetas de cobro ubicadas en los puntos carreteros de Ecuandureo, Contepec, Copanduro y Parindícuaro.

Los sospechosos fueron detenidos el domingo pasado por el Ejército mexicano, minutos después del ataque.

RUBÉN MOSSO