18 de septiembre de 2013 / 10:52 p.m.

Pesquería.- • Los fenómenos meteorológicos Ingrid y Manuel no paralizarán a México, aseguró el Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, durante su visita al estado de Nuevo León.

Para ello hizo un llamado a la sociedad civil para que brinde su apoyo a los damnificados en diferentes estados del país.

Este martes, el mandatario federal recorrió el estado de Guerrero que resultó severamente dañado por la tormenta tropical e informó que continuaría su gira de trabajo por los estados de Tamaulipas y Veracruz, para seguir atendiendo la contingencia, entregando víveres y material necesario.

“También queremos dejar aquí testimonio de que estos efectos, o estos eventos climáticos no van a frenar el desarrollo del país, no van a generar parálisis al desarrollo que México debe tener, el Gobierno le está haciendo frente, el Gobierno está actuando, está convocando a la sociedad civil para que de manera solidaria también se exprese y genere apoyos para la población afectada, pero el desarrollo del país debe de seguir, de mantenerse”, dijo.

Esto lo mencionó durante su mensaje en la inauguración del Centro Industrial Ternium, en el municipio de Pesquería, donde se realizó una inversión de mil 100 millones de pesos, lo cual es un ejemplo que pese a las tragedias la actividad económica sigue su curso.

“Por eso, el estar hoy aquí evoca para todos los mexicanos que frente a la adversidad y frente a contingencias climáticas como las que estamos enfrentando, el carácter de los mexicanos debe sobreponerse para seguir trabajando en favor del desarrollo, del progreso de todo el país como ha ocurrido en el pasado, como lecciones que tenemos de esta entidad que hoy nos alberga”, mencionó ante el auditorio.

El estado de Nuevo León presentó severos daños sobre todo en la comunidad rural, por lo cual fue solicitada ante la Federación la declaratoria como zona de emergencia, para que posteriormente se puedan atraer recursos del Fondo de Desastres Naturales.

“El Presidente EPN y su equipo de trabajo le han brindado al estado de Nuevo León en la atención de esta contingencia meteorológica, huracán Ingrid y después tormenta tropical que hemos estado atendiendo de manera coordinada y precisa por instrucciones del presidente de la República, y directamente representado por el secretario del Trabajo, Alfonso Navarrete Prida, con lo cual hemos podido manejar de manera adecuada la contingencia y poder salir adelante en la inversión que se tiene que hacer para recuperar la infraestructura dañada”, mencionó el gobernador, Rodrigo Medina de la Cruz.

Durante los días en que se presentaron fuertes precipitaciones en la entidad, el secretario del Trabajo, Alfonso Navarrete Prida, estuvo acompañando a Medina de la Cruz para coordinar las acciones federales de apoyo.

Cabe señalar que existe un fondo de 6 mil 300 millones de pesos para los estados afectados por los fenómenos meteorológicos.

Sandra González