19 de enero de 2013 / 01:47 a.m.

Guerrero • La subsecretaria de Asuntos Políticos del Gobierno estatal, Rossana Mora Patiño negó que Guerrero sea un estado caliente por los alzamientos armados contra la delincuencia organizada, aunque si reconoció que este es un estado “muy dinámico”.

Mora Patiño sostuvo una reunión con los habitantes de la comunidad de Ahuehuepan municipio de Iguala, con los que acordó mantener la vigilancia por parte de elementos del Ejército Nacional para evitar más agresiones por parte del crimen organizado.

Cuestionada sobre los alcances de la reunión dijo que por estrategia se pactó no hablar sobre los detalles de la misma, pero insistió en que la población ya está resguardada y por lo tanto, las armas y las capuchas ya no se ven sobre la carretera que va hacia Teloloapan.

Se le preguntó sobre la proliferación de manifestaciones de este tipo en los últimos meses, ya que de Junio de 2011 a la fecha se han visto levantamientos contra la delincuencia en Huamuxtitlán; Olinalá, Cualac, Temalacatzingo, Ayutla de Los Libres, Tecoanapa, Cruz Grande, San Marcos, Copala, en Ometepec y recientemente en esa parte de Iguala.

“Primero hay que partir de que la inseguridad es un problema que se vive en todo el país, de tal manera que la seguridad es un reclamo generalizado y pues efectivamente, son varias las manifestaciones de ese tipo que se han tenido pero cada una con sus particularidades”, apuntó.

Sin embargo aclaró: “Pero no es nuestra opinión que Guerrero sea un estado caliente como usted lo dice; Guerrero es un estado muy dinámico que está en constante movimiento”.

Y señaló que sería la última vez que daría declaraciones sobre el asunto, ante la petición de guardar bajo la máxima discreción los acuerdos alcanzados.

Rogelio Agustín Esteban