21 de septiembre de 2013 / 01:51 p.m.

Después de cumplir con su sentencia por el delito de "halconeo", Guillermo Alejandro Sánchez, al salir un grupo criminal lo buscaron para que siguiera trabajando con ellos, llevándolo a cometer el homicidio.

Monterrey.- • El hombre que fue detenido este jueves minutos después de victimar a un ayudante de albañil en la colonia Revolución Proletaria, tenía una semana de haber abandonado el Penal del Topo Chico, donde estuvo preso por "halconeo" y confesó que lo asesinó porque supuestamente vendía droga del grupo rival.

Guillermo Alejandro Sánchez López, de 20 años de edad, quien fue capturado por elementos de la Fuerza Civil a unos metros del lugar de los hechos, quedó a disposición del Agente del Ministerio Público.

Sánchez López es investigado como presunto responsable del homicidio de Isaac Cruz Pérez, de 36 años, quien tenía su domicilio ubicado en la calle Felipe Ángeles, en la mencionada colonia.

Tras ser capturado por los uniformados estatales, el ex presidiario fue interrogado por los elementos del grupo de homicidios.

Ante los investigadores, Sánchez López terminó por confesar que hace una semana salió del penal donde estuvo preso por realizar labores de “halconeo” para integrantes de un grupo criminal que opera en la entidad.

Dijo que al salir lo contactaron dos integrantes de ese bando para que siguiera apoyándolos en las actividades delictivas y el jueves en la tarde pasaron a buscarlo a bordo de un taxi.

Aseguró que cuando subió al vehículo de alquiler desconocía lo que sus cómplices tenían planeado.

Explicó que cuando circulaban por la calle Felipe Ángeles, uno de sus acompañantes le entregó un arma calibre 38 y se detuvo frente a una pareja que se encontraba platicando.

El detenido mencionó que al detenerse, le ordenaron bajar y asesinar al chavo que dialogaba con la mujer.

Dijo que al bajar del auto se les acercó y disparó en tres ocasiones contra el hombre, luego se le cayó el arma y uno de sus acompañantes bajo a recogerla y emprendieron la huida, pero lo abandonaron en el lugar. Agregó que trató de escapar, pero fue capturado por los policías.

Aunque confesó ser responsable de los hechos ante los investigadores, Guillermo Alejandro deberá comparecer en la fiscalía donde le van a integrar la averiguación previa y quien va a solicitar su arraigo en las próximas horas.

REDACCIÓN