25 de marzo de 2013 / 01:34 p.m.

De varios disparos una mujer fue asesinada por un grupo de personas armadas en una zona despoblada de la colonia Barrio del Prado, en el sector norte de la ciudad de Monterrey.

La víctima de entre 20 a 25 años, fue encontrada con las manos atadas hacia atrás y con varias lesiones producidas por arma de fuego, una de ellas en la cara.

El hallazgo fue realizado alrededor de las 21:00 de ayer en el cruce de las calles Ocaso y Camino a la Pradera, lugar hasta donde los paramédicos de la Cruz Verde de Monterrey acudieron para revisar a la víctima.

Aún con signos vitales, fue levantada del lugar y llevada de manera urgente a las instalaciones del hospital Universitario, donde minutos después falleció a pesar de los esfuerzos que realizaron los médicos para salvarle la vida.

Los informes de las autoridades indican que la mujer fue bajada de un automóvil del cual no se dieron a conocer las características y fue tirada al piso, posteriormente fue acribillada con armas AR-15 y 9 milímetros.

Personal de Servicios Periciales confirmo los calibres, pues cerca de donde se encontraba la joven encontraron casquillos para este tipo de armas.

Esta zona se encuentra despoblada y las luminarias existentes no funcionan, esto fue aprovechado por los ejecutores, quienes ultimaron a la mujer casi a quemarropa.

La zona fue acordonada a varios metros de distancia por el personal de la Agencia Estatal de Investigaciones para que la escena del crimen no fuera contaminada.

A parte de los casquillos, los elementos localizaron unas sandalias y una sábana blanca, con la que presuntamente fue tapada antes de que les dispararan en varias ocasiones.

INVESTIGAN DECESO

El cuerpo de un hombre sin vida fue localizado por elementos de la Policía de Monterrey, cuando realizaban un patrullaje por el primer cuadro de la ciudad.

Fue en el cruce de la calle Arteaga en su cruce con Emilio Carranza, cuando observaron a un hombre tirado boca arriba, con el pantalón desabrochado y justo en el acceso principal de una sala de masajes.

Los uniformados solicitaron de inmediato la presencia de una ambulancia de la Cruz Roja metropolitana, quienes al llegar revisaron los signos vitales del hombre, pero ya no presentaba signos vitales.

De acuerdo a informes de las autoridades, la víctima tenía una edad entre los 50 a 55 años de edad, y vestía una camisa a rayas en color celeste, un pantalón de mezclilla azul y botas vaqueras.

Además de que presentaba una lesión en la nuca, por lo que de inmediato los elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones ahondaron en las investigaciones, ya que probablemente se pueda tratar de un homicidio.

Tocaron en la sala de masajes hasta que salió una persona y dijo desconocer lo que había sucedido afuera del negocio e invitó a pasar a los elementos ministeriales, quienes trataba de obtener información y determinar qué fue lo que ocurrió con este hombre.

Finalmente el cuerpo fue levantado por el personal del Servicio Médico Forense y llevado a las instalaciones del anfiteatro del hospital Universitario.

 REDACCIÓN