5 de abril de 2013 / 01:43 p.m.

 

El Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) "no estableció objetivos estratégicos en su Programa de Trabajo" durante el sexenio pasado, por lo que las enfermedades y la mortalidad entre los derechohabientes se incrementaron, de acuerdo con información de la Auditoría Superior de la Federación (ASF).

El organismo revisó una muestra de 131 expedientes del personal con el objeto de comprobar el cumplimiento de los requisitos para desempeñar sus puestos; 24 del mando adscrito a la Subdirección General Médica del ISSSTE y 107 del personal del Centro Médico Nacional 20 de Noviembre, además de los hospitales regionales Adolfo López Mateos y 1 de Octubre del Distrito Federal.

Reveló que en Subdirección Médica 12.5% de los expedientes revisados no acreditaron el título y cédula profesional, 16.7% carecía de la carta de recomendación; 33.3% de la carta de no antecedentes penales, y 45.8% del certificado médico de salud.

Con respecto al personal del Centro Médico Nacional 20 de Noviembre y en los hospitales regionales Adolfo López Mateos y 1 de Octubre, la revisión de expedientes mostró que 19.6% no tenía las cartas de recomendación; 96.3% carecía de las cartas de antecedentes no penales, y 22.4% carecía del certificado médico de salud" Sobre la falta adecuada de atención, la ASF detalló que la falta de planeación provocó "un crecimiento en mortalidad por deshidratación causada por enfermedades diarreicas en menores de 5 años.

Con la revisión de la base de datos se precisó que las muertes de los menores por dicha causa creció 0.06 puntos en el periodo 2004-2011".

El número de casos de enfermedades no transmisibles detectadas se incrementó, en el mismo periodo, al pasar de 440 mil a 463 mil casos.

La mortalidad materna subió de 2.6 casos en 2004 a 6.1 en 2011, por cada 10 mil niños nacidos.

""En el ISSSTE se dio una mortalidad materna de 6.1 y la perinatal de 15, mayor que la del resto de las instituciones de seguridad social, aunque inferior a lo ocurrido en el nivel nacional"", señaló la ASF.

Se destacó que lamentablemente en hospitalización general (287 mil 509 egresos) y hospitalización especializada (104 mil 503 egresos) no se cumplió con el objetivo de que la población derechohabiente restablezca su estado de salud mediante la atención médico quirúrgica general y especializada, toda vez que el egreso hospitalario considera también la salida del paciente por defunción, alta voluntaria y traslado a otras unidades médicas que no necesariamente significan un restablecimiento de la salud.

El organismo señaló que lo grave es que la ley del ISSSTE indica que ""para la atención médica de los pensionados y sus familiares, las cuotas y aportaciones señaladas en la ley, equivalentes a 1.345% del sueldo de los trabajadores activos, más la cuota social igual al 13.9% del salario mínimo vigente en el Distrito Federal por cada pensionado, son insuficientes para cubrir los gastos correspondientes, desde la entrada en vigor de dicha norma"".

El ISSSTE cuenta con 21 mil 758 enfermeras y 19 mil 141 médicos, 5 mil 724 consultorios médicos, 317 quirófanos, 6 mil 734 camas censadas para 8 millones 892 derechohabientes.""El primer y tercer nivel de atención médica tenía 0.49 y 0.52 médicos por cada mil derechohabientes, en tanto que el segundo nivel cuenta con 1.14, valores inferiores al recomendado por la Secretaría de Salud"".

Por lo mismo, llamó a ""atender el déficit de consultorios en sus tres niveles de atención; así como de camas censables en el segundo y tercer nivel de atención, además de quirófanos en el tercer nivel, a fin de cumplir con la Lista de indicadores y valores estándar para la Evaluación Interinstitucional de los Servicios de Salud publicada por la Secretaría de Salud"".

Otras irregularidades son el manejo de recursos federales en cuentas bancarias que, tan solo en 2008, significó un presunto desfalco por 708 millones 821 mil pesos, de acuerdo a la Auditoría Superior de la Federación.

Por lo mismo, solicitó al Órgano Interno de Control del ISSSTE que ""se realicen las investigaciones pertinentes y, en su caso, inicie el procedimiento administrativo para el fincamiento de las responsabilidades administrativas sancionatorias que se deriven de los actos u omisiones de los servidores públicos que durante su gestión no aclararon las partidas identificadas"".

 — BLANCA VALADEZ