5 de junio de 2013 / 05:42 p.m.

Oaxaca de Juárez • La Suprema Corte de la Justicia de la Nación publicó en sus estrados la sentencia respecto a un segundo matrimonio entre parejas del mismo sexo que tendrá que desarrollarse en las próximas semanas en Oaxaca.

Los contrayentes son dos mujeres e hicieron valer un juicio de amparo para poder legalizar su unión ante la justicia federal luego del rechazo del registro civil estatal para oficializar su matrimonio una vez que no existe una legislación que lo permita.

El abogado Alex Alí Méndez Díaz presidente del Frente Oaxaqueño por el Respeto y Reconocimiento de la Diversidad Sexual, quien fue el precursor del juicio, recordó que en agosto de 2011 se presentaron tres solicitudes de matrimonio entre personas del mismo sexo y a dos años a la distancia se ha conseguido al menos que una de las tres parejas que hicieron valer su reclamo haya contraído sus nupcias a pasar de la oposición oficial, tal es el caso Lizeth Citlali Martínez Hernández y María de Montserrat Ordóñez Narváez que se matrimoniaron en febrero pasado.

Ahora con base a la determinación judicial tendrá que casarse Karina Mendieta Pérez y Gabriela Castellanos Mota.

Afirmó que la Corte público la sentencia esperando que sea en esta misma semana que pueda ser notificado el Registro Civil oaxaqueño para que un corto plazo se pueda oficializar su unión sin ningún impedimento legal.

Dijo que se tendrá que valer el cumplimiento de la sentencia mediante juicio de amparo en contra del artículo 143 del Código Civil estatal.

Méndez Ali, urgió avanzar en lo futuro en la promulgación en Oaxaca de la ley que legalice las uniones entre parejas del mismo sexo que aún se encuentra atorada en el Congreso Local por el capricho de algunos legisladores “mochos y acomodaticios”.

Dijo que el tema electoral fue una justificante para los que diputados no abordaran el tema en este año, por que ningún partido político quiso cargar con el casto político de la aprobación de la legislación.

Sin embargo, aclaró que lo alcanzado por las tres parejas oaxaqueña en la corte ha generado jurisprudencia que hoy permite que haya amparos para unir a personas del mismo sexo en casamiento en los estados de Chihuahua, Colima, Sinaloa y Yucatán.

OSCAR RODRÍGUEZ