23 de septiembre de 2013 / 09:10 p.m.

Mario Balotelli fue suspendido por tres partidos después de discutir con el árbitro tras la derrota del Milan ante Napoli.

Balotelli, que anotó en el partido del domingo pero no pudo convertir un penal, recibió una segunda tarjeta amarilla después del pitazo final debido a sus protestas.

El delantero italiano se perderá los próximos tres partidos por lanzar "comentarios insultantes e intimidatorios" hacia el árbitro. No podrá jugar contra Bologna, Sampdoria y Juventus.

Milan tendrá cerrada su sector Curva Sud del estadio en el próximo partido como local contra Sampdoria debido a los cánticos racistas durante la derrota frente a Napoli.

El Milan anunció que apelará ambas sanciones.

Ap