25 de abril de 2013 / 02:27 a.m.

El dueño de los Cavaliers de Cleveland Dan Gilbert dijo que cometió un error al despedir a Mike Brown como su entrenador hace tres años, y que está emocionado por poder contratarlo de nuevo.

Brown fue presentado el miércoles, reuniéndose con el equipo al que llevó a cinco participaciones en los playoffs antes de su despido en 2010.

"Sí, fue un error", dijo Gilbert. "No cabe duda de que fue un error" despedir a Brown, quien llevó a los Cavaliers a la serie final de la NBA en 2007.

Brown fue despedido poco después de que Cleveland fue eliminado en las semifinales de la Conferencia del Este hace tres años. Gilbert cambió de entrenador principalmente para tranquilizar a LeBron James, quien aún estaba en el equipo antes de irse como agente libre.

"Estamos felices de rectificar cualquier postura que hayamos tomado entonces", agregó Gilbert. "Quizá es su destino estar aquí".

Brown reemplazará a Byron Scott, el hombre que lo sustituyó pero que fue cesado la semana pasada luego de la tercera temporada al hilo con más derrotas que victorias.

Brown, de 43 años, después fue entrenador de los Lakers de Los Angeles, pero fue despedido tras cinco partidos esta campaña.

Ap