30 de julio de 2013 / 09:17 p.m.

Chilpancingo • Ciudadanos cuya identidad se mantiene bajo reserva intercambiaron 18 granadas y armas de diferentes calibres en modulo de canje instalado por la Secretaría de la Defensa Nacional.

El centro de canje de armas de fuego y explosivos fue instalado por personal de la 35 Zona Militar en la cabecera municipal de Eduardo Neri, demarcación ubicada a 15 minutos de la capital de Guerrero.

Las armas se recibieron a cambio de enseres domésticos, material escolar y dinero, este último de acuerdo a un tabulador determinado por el gobierno estatal.

Se trató del séptimo módulo de acopio del programa estatal de intercambio de armas de fuego, en donde se reunieron 13 armas cortas, tres largas, 18 granadas, 10 cartuchos y un cargador.

El módulo funcionó del 24 al 28 de julio en dicho municipio, por tratarse de un intercambio voluntario la identidad de las personas que entregaron las armas se mantuvo bajo reserva.

Además del personal militar, en la organización del centro de acopio participó personal de la Dirección de Prevención Social del Delito de la Secretaría de Seguridad Pública del estado.

A cambio de las armas se entregaron enseres domésticos y material didáctico, como cuadernos, lápices, plumas, colores y juegos geométricos a los menores, con la finalidad de fomentar la cultura de la legalidad, y evitar accidentes con el uso y portación de armas de fuego.

También se entregó dinero en efectivo, además de que hubo pláticas a las personas que visitaron el módulo ubicado en la Alameda Central de dicha ciudad.

El mando de la 35 zona militar indicó que el intercambio de armas de fuego constituye una de las acciones encaminadas a permitir que la población se haga más consciente del peligro que implica tener un arma de fuego en casa.

Bajo dicha circunstancia, la Sedena y el gobierno estatal no descartan la posibilidad de llevar el programa hacia otras partes de la entidad.

Zumpango es un municipio ubicado en la región Centro de Guerrero, durante 2012 registró una fuerte incidencia delictiva, la cual disminuyó en forma importante durante lo que va de 2013.

ROGELIO AGUSTÍN ESTEBAN | CORRESPONSAL