18 de julio de 2013 / 08:49 p.m.

Guadalajara • Para el procurador general de la Republica, Jesús Murillo Karam, la detención del líder de los Zetas, Miguel Ángel Treviño, conocido como el Z-40, es un abono a la eliminación de la violencia en el país.

"Desde mi perspectiva personal, esto es un abono a la eliminación de la violencia y de continuares al paso que vamos, espero que pronto podamos hablar no sólo de la eliminación de la violencia, sino hablar también de lo más importante que es la eliminación de la posibilidad abierta de permitir que estos grupos, mediante el poder económico que les produce el manejo de drogas prohibidas (se mantengan) en el país", subrayó.

El procurador destacó que aún hacen falta "muchos" líderes de grupos de la delincuencia organizada por capturar, sin embargo consideró esta última como un paso importante.

YENZI VELÁZQUEZ