24 de enero de 2013 / 02:09 a.m.

Monterrey.- El robo de una casa habitación condujo a la captura del presunto jefe de la plaza de Cadereyta para un grupo del crimen organizado que, junto con sus cómplices, confesaron cuatro homicidios, entre ellos el de una septuagenaria, víctima inocente, que quemaron viva.

En total, fueron detenidos cuatro mayores de edad y cuatro menores de edad, a quienes se les decomisaron dos armas: una pistola calibre 9 milimetros y una de utilería fabricada con perfil de lámina, y pintada de negro.

Marcos Javier Maldonado Jiménez, de 26 años de edad y conocido por los apodos de "El Chaparrito", "El Pato" y "El Cabezón", aseguró ser el líder del grupo en la plaza de Cadereyta y tener cinco años trabajando para la organización.

Junto con él fueron capturados y presentados Rolando Manuel Vázquez López, de 18 años, alias "El Flaco"; Daniel Jordan Alemán Alvarado, de 18 años, conocido como "La Criatura"; y Judith Alejandra Alanís Morales.

Salvo el jefe, que es originario de Veracruz, los demás son oriundos de Cadereyta Jiménez, Nuevo León, donde tienen su domicilio.

Además de los cuatro mayores de edad, la Policía Ministerial aprehendió a cuatro menores de edad, identificados como Jairo Cebonio, Juan Eduardo, ambos de 17 años de edad; Edgar Jesús, de 16, y Gilberto Javier, alias "El Kleber", de sólo 15.

Ellos confesaron una serie de robos en viviendas y ser distribuidores de droga en Cadereyta y Juárez. De hecho, traían 34 dosis de cocaína.

Francisco Zúñiga Esquivel