23 de abril de 2013 / 11:44 p.m.

 Monterrey.- • Los integrantes de la Caravana por el Derecho y la Justicia del Trabajo, que realizan miembros del Sindicato Mexicano de Electricistas, llegaron a Monterrey en lo que es la penúltima etapa del viaje, que debe culminar en Nuevo Laredo Tamaulipas, para luego viajar a Washington, donde demandarán al expresidente Felipe Calderón y a varios de sus funcionarios.

En su paso por la ciudad, donde se reunieron con algunos gremios que les externaron su apoyo, los electricistas ratificaron que la queja se interpondrá ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la Organización de Estados Americanos.

Martín Esparza Flores, secretario general del sindicato electricista, dijo que consideran que se violaron los derechos de 44 mil trabajadores activos y 21 mil jubilados y esperan que la OEA haga justicia.

La denuncia será contra el expresidente Calderón, el exsecretario del Trabajo y Previsión Social, Javier Lozano, once ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación y tres funcionarios de la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje.

"Nuestra decisión es llevar el conflicto de los trabajadores a instancias internacionales, presenta una denuncia contra el expresidente Felipe Calderón y su secretario del Trabajo, Javier Lozano, porque violaron los derechos humanos y económicos de 44 mil trabajadores electricistas activas y 21 mil jubilados".

El dirigente de los electricistas acusó al régimen calderonista de haber confabulado para acabar con el sindicalismo, algo que han comprobado a lo largo de la caravana que realizan desde el pasado 17 de abril y en la que han pasado por diversas localidades del Estado de México, en Hidalgo, Querétaro, San Luis Potosí, Coahuila y ahora en Monterrey.

"Hay represión, como parte de la alianza perversa entre el Gobierno y los patrones para acabar con los derechos del pueblo", dijo Esparza Flores. "En México, no hay justicia para los trabajadores", insistió.

La querella de los trabajadores electricistas inició cuando el pasado 30 de enero los magistrados revocaron la sentencia de amparo favorable que habían recibido para ser reinstalados.

"Son 16 mil 599 trabajadores que piden su reinstalación y que ya la habían ganado", enfatizó José Humberto Montes de Oca, secretario del Exterior del sindicato electricista.

- FRANCISCO ZÚÑIGA ESQUIVEL