22 de marzo de 2013 / 03:46 a.m.

Monterrey.- Un grupo de niños con síndrome de down recorrieron las calles del centro de Monterrey acompañados de sus padres, portando globos de colores y repartiendo trípticos para hacer conciencia de que todos somos únicos y diferentes y deben ser tratados como tal.

Esto al celebrarse este 21 de marzo el Día Mundial de Síndrome de Down reconocido por la Asamblea de las Naciones Unidas.

El evento fue organizado por el Centro de Educación Integral Avanzada, la directora del plantel, María del Roble, señaló que es importante que los niños sean reconocidos como personas con grandes capacidades y aptitudes.

Las que conocen bien sobre este tema son las madres de cada uno de estos pequeños, ellas dicen que es difícil saber que tu hijo será un niño down, pero al paso de los años han vivido experiencia que no cambiarían.

Los pequeños partieron de el Palacio de Gobierno y terminaron en el Palacio de Monterrey, donde realizaron bailables y otras actividades para celebrar este día.

ZYNTIA VANEGAS