26 de junio de 2013 / 01:47 a.m.

El técnico argentino Omar Asad acusó hoy a Chivas de Guadalajara de tratar de desestabilizar a Atlas, durante el reciente Régimen de Transferencias, al informar de la contratación del delantero Omar Bravo, perteneciente a Zorros.

"Te das cuenta que querían afectar, lastimar o desestabilizar unas cuestiones del draft", acusó "El Turco" Asad en conferencia de prensa.

Señaló que fue "una jugada mediática para quedar bien con su afición", porque ya había hablado con el presidente rojinegro, Eugenio Ruiz, de los jugadores que integran el plantel de "Zorros", pero cuando llegó a Cancún, para el Régimen, fue cuando se enteró de lo difundido por el cuadro rojiblanco.

El 4 de junio, Chivas de Guadalajara difundió el siguiente comunicado: "El club Deportivo Guadalajara les informa que ha adquirido de manera definitiva los derechos federativos del jugador Omar Bravo Tordecillas".

Asad aseguró hoy que "no me molestó porque tenía las cosas claras, había hablado con Omar y no pasó nada, el presidente me dijo que no estaba en lo que habíamos hablado, osea que fue algo improvisado".

Sin aflicciones, Asad dijo que "fue un juego, al tirar eso se logra ese efecto, pero después nadie pidió disculpas".

Notimex