23 de mayo de 2013 / 12:44 a.m.

 Ciudad de México • El gobierno de Michoacán confió en que se resuelva en las próximas horas la situación en Buenavista Tomatlán, donde un general y 25 militares se encuentran encerrados por pobladores, una vez que a éstos les quepa la prudencia, planteó el vocero de esa administración, Julio Hernández.

En entrevista para MILENIO Televisión, dijo que, en tanto, las acciones a desplegar, en su caso, corresponderá tomarlas al mando único, es decir, al propio secretario de la Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos.

Hernández hizo un llamado respetuoso, “pero enérgico” a los habitantes de Buenavista Tomatlán, a fin de recuperar la paz y apegarse a derecho y a la ley.

Consideró obvia la detención que militares hicieron de cuatro integrantes de la policía comunitaria, ya que se había avisado y se encuentra establecido con claridad en la ley que no portaran armas.

El vocero del gobierno de Michoacán dijo que se espera que los pobladores de Buenavista regresen a sus casas, respeten los procedimientos jurídicos y si se comprueba que los comunitarios detenidos no tienen antecedentes ni portaban armas, seguramente recuperarán la libertad.

Refirió que en otros sitios de la entidad donde se tiene ya presencia militar, como en La Ruana, Carrillo Puerto y Tepalcatepec, no ha habido problemas, por lo que insistió en que en Buenavista se pudiera resolver la situación esta tarde-noche, “que quepa la prudencia de los habitantes”.

Hernández dijo esperar esto, en reciprocidad a la actuación del Ejército, que ha tenido una actitud muy encomiable, decidió actuar con mucha prudencia, lo cual “elogiamos y reconocemos, esperemos que sea correspondido por los manifestantes”.

— MILENIO.COM