26 de diciembre de 2013 / 03:23 p.m.

Monterrey.- El conductor que provocó el accidente automovilístico en la avenida Revolución donde murieron dos mujeres la mañana del 25 de diciembre, estaba en completo estado de ebriedad según reveló el dictamen previo que le practicaron en el Hospital Universitario.

24 horas después de que ocurrió la tragedia, Oscar Aguirre Gamboa de 25 años de edad aun no había declarado ante el Ministerio Público debido a que se le practicó una intervención quirúrgica menor.

Aunque se encuentra a disposición del Ministerio Público especializado en asuntos viales, este viernes a las 10 de la mañana se vence el plazo para definir su situación jurídica.

Él fue trasladado al nosocomio con lesiones de consideración pero que no ponen en riesgo la vida, luego de quedar prensado en su vehículo después de chocar contra una camioneta tipo Tracker donde viajaban las víctimas mortales. 

En tanto, las hermanas María Bertha y Josefina Sosa Chaires, de 73 y 76 años de edad respectivamente fueron veladas este jueves en unas capillas del centro de Monterrey, según informó una amiga de la familia. Su muerte conmocionó a los vecinos de la colonia Jardín Español, ubicada en el sur de Monterrey, pues se trataba de dos personas amables que tenían amistad con la mayoría de los residentes.

"Las muchachas, así les conocíamos aquí porque eran dos señoritas ya grandes pero muy amables ellas, estaban desde hace muchos años aquí viviendo, yo las conocí por mis padres que ya fallecieron pero ellas eran como dicen de las generaciones grandes pero con todos los muchachos o con nosotros siempre fueron muy amables, a todos nos conocían y todos las queríamos mucho a ellas precisamente por eso, porque te saludaban", dijo una vecina. 

Ellas eran solteras y vivían en el domicilio marcado con el número 1726 de la calle Tacubaya de donde salieron en plena Navidad.

María Bertha como todos los días, llevó a su hermana Josefina al Hospital San José donde laboraba desde hacía tiempo pero no alcanzaron a llegar pues cuando habían recorrido una distancia corta, en la avenida Revolución bajando el puente de la avenida Chapultepec el automóvil Seat Ibiza que era conducido a exceso de velocidad les cayó encima.

En pláticas, los vecinos refirieron que tal vez ellas presentían su muerte, pues días antes le refirieron a uno de sus hermanos dónde estaban guardados los papeles oficiales y los datos de una funeraria que habían contratado por si se ofrecía.

Los cuerpos fueron reclamados por un familiar ese mismo día.

En el accidente, donde murieron dos hermanas en la avenida Revolución antes de llegar a Chapultepec, el responsable es el conductor.

De acuerdo al dictamen realizado Oscar Aguirre Gamboa, en el Hospital Universitario, confirma el estado de ebriedad completo al momento del accidente.

Según la Procuraduría de Justicia, el conductor no ha rendido su declaración, debido a que el día de ayer fue intervenido quirúrgicamente.

Pero se espera que en las próximas horas declare y se determine su situación legal.

Sandra González.