Fernando Meraz 
10 de agosto de 2013 / 10:45 p.m.

 

Cancún Centro • El Tribunal Colegiado de Circuito con sede en Quintana Roo, declinó un recurso de apelación y confirmó auto de formal prisión al productor estadunidense Bruce Beresford-Redman, por el asesinato de su esposa Mónica Burgos, durante unas vacaciones en esta ciudad, en abril de 2010.

La defensa del productor de la famosa serie de televisión estadunidense Survivor, había conseguido en abril pasado un recurso de revisión que otorgó el juez cuarto de Distrito en esta entidad, con miras a un amparo contra la sentencia y reducción de la penalidad, lo que ahora es inviable, estableció el laudo del juzgado.

Luego del acuerdo que dictó nueva admisión de pruebas en el caso, notificado el pasado 7 de agosto, el viernes por la tarde se celebró una nueva audiencia, en la que magistrados del Segundo Tribunal Colegiado del Vigésimo Séptimo Circuito, resolvieron negar amparo y protección de la justicia federal al ciudadano estadunidense Bruce Ainsley Beresford-Redman.

El laudo establece que “se ha establecido de manera eficaz la confirmación de la sentencia, derivada del toca penal 54/13, en el recurso de revisión presentado por la defensa contra la sentencia del 8 de enero del año en curso, dictada por el juez cuarto de Distrito en el Estado.”

Los magistrados, sin embargo, resolvieron indicar al juez segundo Penal de Primera Instancia, que únicamente considere acreditada en el crimen la calificativa de ventaja, no así la de traición en el delito de homicidio calificado de Mónica Burgos, que se juzga aquí.

“El Tribunal Colegiado confirmó que el procesado deberá seguir bajo proceso penal, por homicidio calificado en agravio de su mujer, internado en el Centro de Reinserción Social de esta ciudad de Cancún, sin derecho a fianza por tratarse de un delito grave”, concluye el documento emitido la noche del viernes.

El juez segundo Penal, en acatamiento a la ejecutoria, dictó nuevo auto de formal prisión en contra de Bruce Beresford-Redman y concedió nuevo término para ofrecimiento de pruebas.

La fiscalía de Quintana Roo pidió tener por admitidas y desahogadas las realizadas antes de la nueva resolución del Tribunal Colegiado, con el énfasis en que aún existen pruebas testimoniales que no se han logrado desahogar; todo en pleno respeto al debido proceso y garantías de defensa del procesado.

Los esposos Bruce –estadunidense-- Beresford-Redman y Mónica –brasileña— Burgos vinieron de vacaciones a esta ciudad con el propósito de resolver una crisis matrimonial, en abril de 2010. Sin embargo, la noche del día 8 ambos discutieron ásperamente en el hotel donde se hospedaban con sus hijos.

Al día siguiente, Bruce reportó la desaparición de su esposa, pero fue detenido en la agencia del Ministerio Público, que encontró sospechosa su actitud, así como heridas visibles y la ropa desgarrada.

Al día siguiente, Mónica apareció sin vida en una cisterna del hotel Moon Palace, en donde se hospedaban. Beresford-Redman logró un acuerdo irregular facilitado por Francisco Alor Quezada, a la sazón procurador de Justicia y escapó a Estados Unidos.

En Quintana Roo, el juez segundo lo encontró culpable del crimen y dictó orden de formal prisión, por lo que el gobierno de México solicitó su extradición a Washington.

El productor fue detenido y el 12 de julio la magistrada estadunidense Jacqueline Chooljian, denegó una solicitud de amparo y autorizó su extradición a México.

El 15 de febrero de 2012, el juez dictó la orden de formal prisión por homicidio y abrió el juicio contra Beresford-Redman.