8 de abril de 2013 / 03:25 a.m.

Guadalupe.- • Las vacaciones terminaron y, ante ello, en las carreteras que convergen a Nuevo León se vio una notable afluencia de vehículos que regresaban a la entidad, sobre todo de McAllen, Texas, como en la autopista a Reynosa.

Alrededor de las 17:00 horas del domingo, en la caseta Guadalupe, cientos de carros llegaban y, en su interior, se podía observar a integrantes de las familias, algunos acomodados sobre almohadas, además de bolsas, tras realizar compras.

Los regiomontanos comentaron que regresan a la realidad y es que este lunes tienen que enviar a sus hijos a los planteles educativos y los adultos volverán al trabajo.

“Ya venimos de regreso; todo en orden: venimos de McAllen, nos fuimos esta semana para llevar a los niños de paseo porque mañana hay que mandarlos a la escuela y también aprovechamos para comprar algunas cosas”, mencionó un conductor, identificado como Juan Gutiérrez.

“Venimos de McAllen nos fuimos dos días y ya venimos de regreso porque hay que trabajar”, Javier Sierra.

A diferencia del fin de semana anterior, este domingo no se vio la presencia de la Policía Federal o municipal en la caseta Guadalupe, solo una unidad de tránsito.

Según los entrevistados, aseguraron que en su trayecto a la entidad no sufrieron ningún percance.

Los regiomontanos aprovecharon las vacaciones de Semana Santa para salir de la rutina y pasar unos días en otras ciudades y volverán a salir en verano.

Otros salían de la ciudad con destino a Tamaulipas, luego de haber visitado algunos destinos turísticos de Nuevo León.

MARILÚ OVIEDO