4 de mayo de 2013 / 04:39 p.m.

Monterrey  • La reforma a la Ley Federal de Telecomunicaciones (LFT) cumple con las condiciones para fomentar la competencia en el sector, aseguró Abel Hibert, director de posgrado de la Universidad Metropolitana de Monterrey y ex comisionado de la Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel).

Las modificaciones a la LFT que recién aprobó el Senado el miércoles pasado, solo espera el consentimiento del 50 por ciento más uno de los Congresos locales y su publicación en el Diario Oficial de la Federación para que entre en vigor.

Uno de los objetivos que contempla la iniciativa es “intensificar la competencia económica en todos los sectores de la economía, con especial énfasis en sectores estratégicos como telecomunicaciones”, algo que Hibert consideró viable una vez que se ponga en marcha la legislación.

“En el ámbito de las telecomunicaciones, es necesario generar mucha mayor competencia en telefonía fija, telefonía celular, servicio de datos y televisión abierta y restringida. Para ello, se tomarán las siguientes medidas”, se puede leer en la iniciativa de reforma.

Otra de las modificaciones que están propuestas para la legislación, es la licitación de más cadenas de televisión. Algo que el ex comisionado de Cofetel calificó como “muy interesante”, sobre todo porque no permite buscar tales licitaciones a las empresas Televisa ni a TV Azteca.

“Habría que ver si hay inversionistas nacionales o extranjeros que quieran entrar al sector (de las cadenas de televisión)”, dijo.

También se contempla que con la reforma a la LFT entren al mercado más compañía cuyo negocio sea el ámbito de la telefonía e internet, así como garantizar mejores servicios en los distintos ámbitos.

“Se regulará a cualquier operador dominante en telefonía y servicios de datos para generar competencia efectiva en las telecomunicaciones y eliminar barreras a la entrada de otros operadores, incluyendo tratamientos asimétricos en el uso de redes”, dicta la iniciativa de reforma.

En opinión de Hibert, en este tema las compañías más favorecidas serían las que compiten directamente con Telmex y Telcel, empresas de Carlos Slim.

“(La reforma sirve para) que puedan encontrar una situación en la que se puedan capitalizar mejor, y que puedan encontrar una perspectiva de competencia más favorable para ellos (los competidores de Telmex y Telcel)”, indicó.

No obstante, el académico mencionó que con las nuevas disposición a la LFT se ‘elevaron a nivel constitucional muchos detalles’ que deberían ser enviados a otras leyes o reglamentos vinculados con el sector, para evitar conflictos a la hora de futuras modificaciones.

Asimismo, mencionó que antes de emitir un juicio sobre la creación de los nuevos organismos reguladores que se señalan en la iniciativa, como es el caso del Instituto Federal de Telecomunicaciones, habrá que esperar a quiénes designan para su dirección, el presupuesto que le destinan a cada uno y las funciones que éstos van a realizar.

 — DANIEL ANGUIANO