29 de enero de 2013 / 02:28 a.m.

El argentino Christian Giménez mediocampista de Cruz Azul, rechazó que haya vergüenza en el equipo por el tiempo de no lograr un título, aunque reconoció que sí existe desesperación.

"Desesperación sí, vergüenza no, porque tratamos de dar siempre lo mejor, en momentos clave, como el partido del fin de semana, sabemos que es importante, pero también tenemos que aparecer en los complicados".

"Pero estamos trabajando bien, no hay que volvernos locos, tenemos que ir partido tras partido, el equipo está trabajando bien y eso hay que valorarlo mucho", abundó el jugador del cuadro celeste en entrevista, en evento de la Comisión del Jugador.

Giménez destacó la aportación que han hecho los refuerzos que recién llegaron a Cruz Azul y aunque han mostrado buenas cosas, como el colombiano Teófilo Gutiérrez, aclaró que tampoco es para que se mareen por esa situación.

"Él es un gran jugador, por algo está en la delantera de la selección de Colombia con Radamel Falcao, pero tampoco se le puede comparar con nadie más, es un gran jugador que viene a aportar, pero tampoco nos tenemos que marear, hay que ir partido a partido y estar bien".

En lo personal, el "Chaco" Giménez dijo sentirse feliz en el conjunto celeste y quisiera quedarse mucho tiempo, pero sabe que hasta el momento no ha dado resultados que esperaba y quiere cumplir antes de que se termine su contrato.

"Me siento feliz en Cruz Azul y quiero dar resultados que hasta ahora no los he dado. Uno depende de mucho de resultados, llevo tres años acá y vine a ser campeón, no lo he logrado, pero me tengo mucha fe en esta temporada".

"Me prepare para sentirme bien, sabía que puede ser uno de mis últimos torneos en Cruz Azul (le queda un año) y cada vez las posibilidades se van acortando de ser campeón. Tenía que hacer una buena pretemporada y así lo tomé, estoy contento, tranquilo, sin lesiones, contento con el rendimiento del equipo".

Notimex