8 de septiembre de 2013 / 03:10 p.m.

De semblante seguro por su  excelente desempeño, el ex jugador  de Tigres y Rayados expresó que  la actitud de los universitarios  los terminó superando y tantos  pelotazos lograron encerrarlos.

 

El resultado fue tan increíble  como las circunstancias que  rodearon todo el partido  entre Tigres y Chivas. Más de  una hora de suspensión, cientos  de milímetros de lluvia y miles  de aficionados que dejaron el  estadio conformaron un contexto  con resultado amargo para los  de Jalisco.

"Si, la verdad da mucho coraje  porque íbamos ganando muy bien  y nos empatan sobre el final. Y  claro, siempre hay enojo porque  estábamos haciendo un gran  partido", definió Aldo De Nigris  minutos después de finalizado  el encuentro.

De semblante seguro por su  excelente desempeño, el ex jugador  de Tigres y Rayados expresó que  la actitud de los universitarios  los terminó superando y tantos  pelotazos lograron encerrarlos.

"Los goles vinieron por tanto  centro y por eso nos vamos inconformes. Pero, igual, debemos  entender que esta es una cancha  dificilísima y el rival más compliccado aún. Nos vamos tranquilos  sabiendo que fuimos mejores  durante todo el partido".

Aldo marcó el primer gol que  iniciaba una goleada soñada ante  un estadio que enmudecía cada  vez más. Sin achicarse por los silbidos, el regiomontano tocó el  balón con mucha seguridad en  casi veinte oportunidades y fue  decisivo en la jugada del segundo  gol al presionar a Enrique Palos.

"Me pone contento encontrarme con el gol aunque siempre  prefiero los tres puntos a poder  anotar", finalizó.

Santiago Fourcade