3 de febrero de 2013 / 02:49 a.m.

Monterrey.- • Algunos regidores del PRI del Cabildo de Monterrey enviaron una carta de aclaración respecto al Fondo de Recursos para la Labor de Gestoría, donde puntualizan que no insistirán más en el tema de contar con un ingreso extra para atender este tipo de gastos.

Los regidores acordaron tomar el ofrecimiento de la Alcaldesa de canalizar todas sus peticiones a través de los programas que ya existen en las dependencias municipales para dar todo este tipo de ayuda a la ciudadanía.

En el documento, aparecen los regidores Eugenio Montiel Amoroso, Carlota Vargas Garza, Arturo Pezina Cruz y Gilberto Celestino Ledesma, quienes insisten en que no se pretende dar un mal uso de los recursos.

"Los regidores del PRI hemos sostenido ante los medios nuestra postura con respecto a este tema sin escondernos y dando la cara, pues nosotros ni pretendemos hacer mal uso de ello, mucho menos ocultarlo y, al contrario, hemos sostenido que en caso de darse, este fuera justo, transparente y auditable".

Calificaron algunas actuaciones de la edil y de la dirigencia del PAN como "oportunismo político", ya que, paralelamente a las acciones, "se disfraza su postura diciendo que no estaba enterada, que tendría que ser una decisión del Ayuntamiento y que, además, serían recursos innecesarios, pues para ello están las dependencias municipales".

En la misiva, los regidores advierten que la alcaldesa se contradice debido a que en sus declaraciones asegura que debe haber austeridad en el Municipio; sin embargo, la carta cita como ejemplo: “la adquisición de dos camionetas de lujo blindadas para ella y su familia y, próximamente, serán adquiridas otras dos más; la contratación de un innecesario broker para restructuración de la deuda y a quien se le pretendía pagar 63 millones ?ahora solo 32?”, lo cual consideran innecesario.

Además, continúa el documento, "entre noviembre y diciembre fueron pagados 121 millones de pesos a proveedores, heredados de la pasada administración de forma discrecional y sin que los regidores de los diversos partidos de oposición pudiéramos validar conceptos, montos y servicios brindados, como parte de la entrega-recepción, y se pretende pagar otros 170 millones de pesos más por este mismo concepto de proveedores, con lo que se llegará a la cifra récord de 291 millones pagados por esta administración".

"No obstante, refrendamos que no declinaremos en nuestra labor de gestoría como representantes de la ciudadanía que así nos lo exige, independientemente de que esta función no esté explícitamente señalada".

Desde el año pasado, una vez que los coordinadores de todos los partidos políticos representados en el Cabildo de Monterrey plantearon a la alcaldesa Margarita Arellanes Cervantes la necesidad de contar con un ingreso extra para atender los gastos de gestoría, la polémica no se hizo esperar.

Los regidores, por su parte, argumentan que este recurso es necesario para poder brindar ayuda a ciudadanos que pidan algún apoyo, que generalmente son para una velación o para pagar alguna cuenta de un hospital, entre otros motivos.

LORENZO ENCINAS