Ignacio Alzaga 
8 de agosto de 2013 / 12:55 a.m.

 

Ciudad de México • La Comisión Nacional de Seguridad aún no define la situación del director de la Unidad de Asuntos Internos de la Policía Federal, Edgardo Flores Campbell, quien se encuentra bajo investigación por un fallido operativo antidrogas en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México y el despido masivo de agentes de la corporación.

Funcionarios de la corporación dijeron que será cesado cualquier mando, sin importar de quien se trate, si se comprueba que cometió irregularidades.

Esto como parte de la depuración al interior de la PF y la implementación del programa cero tolerancia a la corrupción.

Policías federales con entre 10 y 20 años de servicio y que pertenecen a la División de Seguridad Regional (Policía Federal de Caminos) dijeron que fueron despedidos “sin causa justificada” por el área de Asuntos Internos.

Según su versión, fueron citados en las oficinas de la corporación que se encuentran en el Distrito Federal a pesar de que estaban comisionados en labores de prevención y apoyo a los estados, y fueron notificados que serían separados de sus cargos porque no cumplen con el perfil requerido.

Manifestaron que enviaron oficios a los altos mandos de la CNS y de la PF que se comprometieron a revisar cada uno de los casos y a investigar el criterio aplicado por el área que dirige Flores Campbell.

El mando policial también es investigado por la irrupción sin permiso de 30 agentes federales armados vestidos de civil y con armas largas en la zona de pistas del aeropuerto capitalino el 27 de julio pasado, donde violentaron los derechos humanos de los pasajeros de un vuelo procedente de Venezuela que presuntamente traía droga y pusieron en riesgo la seguridad de las operaciones aeroportuarias.