6 de agosto de 2013 / 01:44 p.m.

Monterrey • El número tan alto de elementos de tránsito que no aprobaron los controles de confianza pone de manifiesto que el municipio dejó de aplicar estas pruebas durante meses, afirmó el presidente de la Federación de Colonias Metropolitanas e Integrante del Consejo Ciudadano de Seguridad, Gilberto Marcos Handal.

Luego de darse a conocer por parte del municipio que un total de 61 elementos de tránsito no acreditaron los controles de confianza como parte de la fusión con la Secretaría de Policía Regia, Marcos Handal, señaló que esto deja en evidencia que algo falló.

"Algo dejó de hacerse, porque mover a esta cantidad de elementos significa que alguien dejó de trabajar en esta materia, la administración actual o la anterior, pero depurar sesenta y tantos elementos de un golpe, habla de que no habido el trabajo, la continuidad, en la depuración de la corporación".

El presidente de la Fedeco señaló que es probable que no se haya dado seguimiento a las depuraciones en el municipio de Monterrey, lo que derivó en la salida tan alta de elementos de tránsito.

"De lo que nos habla esa depuración tan fuerte en el departamento de tránsito de Monterrey es de que de alguna manera se dejó de darle un seguimiento a la depuración que debe haber constantemente, entonces lo que tienen que hacer todas las administraciones es puntualmente estar revisando los elementos a su cargo".

Gilberto Marcos dijo además que es urgente que el municipio de Monterrey vuelva a poner atención constante en estos trabajos de depuración y tome otras medidas al respecto, como contar con un eficiente departamento de Asuntos Internos.

Según explicó, es necesario que esta dependencia de seguimiento de oficio a irregularidades detectadas en las corporaciones policíacas y no esperar hasta que sean denunciadas por ciudadanos, así como prestar especial atención a las depuraciones.

"Lo que se requiere es una depuración constante, que se esté checando constantemente a los elementos, para eso hace falta un buen departamento de Asuntos Internos, que no se enfoque solamente a revisar las denuncias de los ciudadanos, sino que también de oficio trabaje para revisar a los elementos constantemente, cuidar el recurso humano y hacer la labor que se requiere mes con mes y no estar esperando a que se les junte el trabajo de una depuración como ésta".

Por otro lado, respaldó las acciones que el municipio está llevando a cabo actualmente para fusionar las secretarías de Policía y Tránsito.

REYNALDO OCHOA